Borrar
Sheila Blanco (izda), con Pastora Soler y el resto de coristas de «Quédate conmigo».
Las historias que no conocías de Salamanca en Eurovisión: un 'dúo' que rozó la final y una coreógrafa de moda

Las historias que no conocías de Salamanca en Eurovisión: un 'dúo' que rozó la final y una coreógrafa de moda

El acento salmantino ha sido protagonista en las últimas ediciones

Viernes, 10 de mayo 2024, 12:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La final de Eurovisión está a la vuelta de la esquina, se celebra el sábado a partir de las 21.00 horas, y los lazos con Salamanca son varios en los últimos años. De un modo u otro ha habido en varias ediciones un acento salmantino.

En 2009, el dúo «Biquini», compuesto por Alfredo Diego y por la que por aquel entonces era profesora de la facultad de Comunicación de la Universidad Pontificia de Salamanca, María Garrido, consiguió clasificarse para la final de Eurovisión 2009 que sirvió para elegir al representante de España en Moscú.

«Biquini» participó con el tema «Una chica normal», un tema de estructura sencilla, letra ingenua y pegadiza, llena de ironía, que cautivó a cientos de internautas.

En 2012, Sheila Blanco acompañó a Pastora Soler en el Festival de Eurovisión en calidad de corista. Esta salmantina, aunque orientó sus pasos hacia el mundo de la comunicación, siempre tuvo una relación muy especial con la música. Formada en el Conservatorio de Salamanca, desde muy joven desplegó su talento por los locales de su ciudad natal y en Madrid. Tanto trabajo y dedicación tuvo su recompensa.

Sheila Blanco acompañará a Pastora Soler en el Festival de Eurovisión en calidad de corista.

En 2020, la profesora salmantina de la Academia de Operación Triunfo Vicky Gómez se encargó también de la coreografía para la actuación de la joven artista Soleá en Eurovisión Junior. Así, será la encargada de enseñar los pasos de baile de 'Palante', tanto del videoclip como en la puesta en escena, en la que Radio Televisión Española informan que llevan semanas trabajando. «Con la coreografía vamos a intentar transmitir el mismo mensaje que en la canción: esperanza, lucha, seguir adelante y seguir creciendo», explicaba la coreógrafa salmantina.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios