Borrar
Un camarero atendiendo las mesas de una terraza de la Plaza Mayor. LAYA
¿Qué profesiones son las más demandadas en Salamanca?

¿Qué profesiones son las más demandadas en Salamanca?

Casi la cuarta parte de los puestos de trabajo que generó la provincia en 2023 fueron como camarero y dos tercios de ellos fueron temporales

Carlos Rincón

Salamanca

Domingo, 21 de abril 2024, 13:50

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Si los contratos de camarero firmados el año pasado hubiesen tenido una duración media de un año, no solo se acabaría con el paro de Salamanca sino que sería necesario buscar trabajadores fuera de la provincia. Las cifras impresionan. Según el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), cada día de 2023 una media de sesenta salmantinos encontraron un puesto de trabajo sirviendo mesas o atendiendo detrás de una barra.

Sin embargo, dos tercios de esos empleos fueron temporales, conforme a los boletines trimestrales del mercado laboral que elabora el SEPE. El 67,4 % de los 21.795 contratos de camarero asalariado que se rubricaron en la provincia el pasado ejercicio fueron tan solo por horas, días, semanas o, en el mejor de los casos, por varios meses. En Salamanca la principal opción para encontrar un empleo la ofrece la hostelería y la ocupación con más oferta es la de camarero. Casi uno de cada cuatro contratos firmados el pasado año, concretamente el 23,11 %, fueron a camareros. En muchos casos, se trata de extras para eventos a quienes restaurantes y hoteles llaman de forma puntual para hacer frente a picos de demanda muy concretos. Fue precisamente entre abril y junio, cuando más camareros se contrataron. En el segundo trimestre, con el comienzo de la temporada de comuniones y bodas, se concentraron casi un tercio de las de todo el año.

No hay ninguna otra ocupación en la provincia que, por número de contrataciones, le haga sombra a la de camarero. El segundo perfil con más demanda en Salamanca es el personal de limpieza de oficinas, hoteles y otros establecimientos similares, pero las probabilidades de encontrar un empleo de este tipo son mucho menores que las de trabajar en un bar. En 2023 se firmaron en Salamanca 5.146 contratos para desarrollar este trabajo. Pero la inestabilidad en este caso es aún mayor. El 80 % de los empleos son de temporada, mientras que solo una quinta parte tendrían carácter indefinido. Por otra parte, el SEPE ha contabilizado otros 3.412 contratos también para limpiadores de otro tipo de instalaciones. Si se suman, cada día del año pasado se firmaron una media de 23 contratos para cubrir ocupaciones de este tipo. En conjunto, representaron uno de cada once empleos que se generaron el pasado ejercicio en la provincia.

El tercer puesto más demandado en la provincia también se enmarca en el sector de la hostelería. A lo largo de 2023 se rubricaron 3.869 contratos de cocinero, así como otros 2.796 de ayudante de cocina, casi un 7 % del nuevo empleo generado en todo el año. La temporalidad en el caso de la primera categoría es menor que en el caso de los camareros y los limpiadores. Se situaría en el 58,8 %. La falta de este tipo de profesionales durante los últimos meses ha llevado a los establecimientos a cuidar más a estos trabajadores ante las serias dificultades de encontrarles sustitutos.

Entre todas estas ocupaciones integradas en los servicios, se cuela entre las más demandadas otra vinculada a otro sector, peón de industria manufacturera, con casi nueve contratos firmados de media al día —3.334 durante todo el año—. En el ranking le seguirían otros empleos relacionados con el ocio y la cultura, como los monitores de actividades recreativas y los compositores, músicos y cantantes, trabajadores que son requeridos para actuaciones o fiestas muy concretas, pero cuyos contratos suelen ser también de muy corta duración.

Otro perfil con una alta demanda sería el de los cuidadores. En una provincia con un alto porcentaje de población mayor. Por los mismos motivos, también lo son los auxiliares de enfermería, pero en ambos casos sus contratos se ven afectados también por una alta temporalidad, que en algunos periodos del año llega a superar un 80 %.

Pero hay otro sector en la provincia que exige profesionales más cualificados y que generó más de 1.200 empleos el pasado ejercicio. Se trata de la educación. En 2023 se contrató en Salamanca a 847 profesores universitarios y de enseñanzas superiores, otros 701 de idiomas y más de 883 de otros tipos de enseñanzas. Los datos del SEPE no muestran una mayor estabilidad laboral entre estos profesionales, puesto que muchos de ellos también son contratados por menos de nueve meses.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios