Borrar
Vistas del claustro de Las Dueñas. ALMEIDA
Un paseo por el patrimonio de los conventos salmantinos más espectaculares

Un paseo por el patrimonio de los conventos salmantinos más espectaculares

San Esteban o Las Dueñas son algunos lugares que se pueden ver en la ruta

Clara Delgado

Salamanca

Viernes, 10 de mayo 2024

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La capital salmantina alberga en su interior un gran número de enclaves y espacios que pueden despertar el interés tanto de salmantinos como de turistas. A pesar de que las iglesias suelen ser lugares que suscitan la atención de muchos de los visitantes a la ciudad por el rico patrimonio que albergan, hay otros espacios religiosos que cuentan con mucha historia y un legado digno de recordar: conventos y monasterios.

Este recorrido que pone en valor diferentes conventos de la ciudad salmantina comienza por el reconocido convento de San Esteban, una de las joyas patrimoniales de la ciudad del Tormes. Ubicado en la plaza del Concilio de Trento, su fachada es una de las que más interés generan en la ciudad y su historia cuenta que Cristóbal Colón se alojó en él durante su estancia en Salamanca. Perteneciente a la orden de los dominicos, su construcción se realizó entre los siglos XVI y XVII. A pesar de que cuenta con tres claustros en su interior, el de los Reyes Católicos es uno de los que más interés genera a sus visitantes. Aunque hay monjes que habitan en él, este espacio religioso puede visitarse todos los días en horario de 9:30 a 13:30 horas y de 16:00 a 20:00 horas por la tarde.

Arcos del claustro de San Esteban.
Arcos del claustro de San Esteban.

Muy cerca del convento de San Esteban se ubica el monasterio salmantino de Nuestra Señora de la Consolación, conocido también como Las Dueñas. Cuenta con más de 600 años de vida ya que su fecha de fundación fue el 6 de noviembre de 1419 al tomar posesión de unas casas situadas junto al monasterio de San Esteban, que fueron donadas por Juana Rodríguez, mujer de Juan Sánchez Sevillano, contador mayor del rey Juan II de Castilla. De la orden de los dominicos, las monjas de esta orden aún habitan en el inmueble. Se piensa que el templo y la portada fueron trazados por el dominico Fray Martín de Santiago. De este espacio destaca el Claustro, que engloba gran parte del interés de este espacio. Su planta dibuja un pentágono, con altura de dos pisos, y la rica escultura es de los seguidores de Alonso Berruguete. Un lugar que goza de gran riqueza en su construcción arquitectónica y en su ornamento interior.

Este espacio se puede visitar de 10:30 a 12:45 horas por las mañanas y de 16:30 a 19:00 horas por las tardes todos los días excepto los domingos, que permanece cerrado a las visitas.

Vistas del claustro de Las Dueñas.
Vistas del claustro de Las Dueñas.

La siguiente parada sería el Convento de las Claras, perteneciente a la Orden de las Franciscanas o Clarisas, otro de los enclaves obligados de este paseo imprescindible. Este pequeño templo, que también es Museo de Pintura Medieval, cuenta con un gran atractivo al haberse hallado en sus techos unas pinturas llenas de simbología que a día de hoy siguen en estudio. Son muchos los salmantinos que acuden a sus visitas cuando este convento se mantiene abierto para descubrir el legado 'escondido' en Las Claras.

El convento de Las Úrsulas es otro de los lugares que merece la pena ver en este paseo. Su historia se remonta al siglo XVI, cuando fue fundado por el Arzobispo Alonso de Fonseca. En su interior se conservan importantes muestras de arte religioso que pueden resultar de interés. Desde el año 1931 es Monumento Histórico Nacional.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios