23 enero 2022
  • Hola

Más de diez años para hacer (y abrir) cinco kilómetros de autovía

La licitación del proyecto del enlace de Fuentes de Oñoro con Portugal se publicó en noviembre de 2008 para que estuviera finalizado en 2012. Sin embargo, los continuos retrasos han marcado la obra

20 sep 2021 / 18:36 H.
Ver Comentarios

Noviembre de 2008, El Ministerio de Fomento del Ejecutivo socialista de José Luis Rodríguez Zapatero publicó la licitación del proyecto para construir los cinco kilómetros de autovía de la A-62 hasta la frontera con Portugal. En enero de 2009 se procedió a la apertura de ofertas, con un plazo de ejecución de 41 meses, por lo que la previsión es que concluyera en 2012. Sin embargo, casi una década después no ha entrado en servicio y todo ello, además, después de que la obra concluyera en noviembre de 2019, fecha en la que el Ejecutivo de Pedro Sánchez abrió 1,8 kilómetros, a expensas de que Portugal ejecutara el tramo que conecta con el español en la frontera entre ambos países. Todo ello para una obra ‘faraónica’ en cuanto al tiempo, pero también por su coste, 18,3 millones de euros, de los que la Unión Europea aportó el 10%, al ser uno de los proyectos aprobados dentro del denominado Corredor Atlántico.

Una vez concluidas las obras en el tramo portugués, el pasado mes de junio, ni el Ministerio de Fomento ni Infraestructuras de Portugal dan el paso para poner en funcionamiento este enlace, que cambiará para siempre la vida de los municipios de Fuentes de Oñoro, en España, y de Vilar Formoso, en el lado luso.

Pese a que el contador del inicio de la obra se puso en marcha en noviembre de 2008 con la publicación de la licitación, sin embargo hay que remontarse incluso a tres años antes, en noviembre de 2005, cuando se dio el visto bueno al estudio de impacto ambiental. Al año siguiente, en marzo de 2006, el proyecto consiguió la aprobación del estudio informativo, aunque no fue hasta 2008 cuando se produjo la licitación.

Los problemas continuaron cuando la empresa adjudicataria, Teconsa, presentó un concurso de acreedores. El Ejecutivo de Zapatero, en enero de 2010, reconoció que se encontraba en trámites para resolver el contrato, algo que finalmente se produjo en febrero. Sin embargo, hubo que esperar varios meses para que se llevara a cabo una nueva licitación de la obra. Aunque fue en 2014 cuando el Ejecutivo de Mariano Rajoy adjudicara las obras de este tramo, tras casi cuatro años de inacción de ejecutivos del PSOE y PP. Finalmente, las obras se reanudaron en mayo del año 2016, con un plazo de ejecución de tres años y cuatro meses. En noviembre del año 2019 entró en servicio un tramo de 1,8 kilómetros, mientras que el resto estaba previsto que lo hiciera en junio de este año, cuando estaba previsto que concluyeran las obras en el lado portugués, para permitir el enlace de ambas vías, algo que tampoco se ha producido. Además, ni el Gobierno luso ni el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana ponen fecha a la apertura de todo este enlace. Fomento asegura que no abrirá la A-62 hasta que no lo haga el departamento luso de Infraestructuras.

Mientras tanto, el municipio de Fuentes de Oñoro espera que cuanto antes se inicien las obras de la nueva área de servicio, en la que se construirá un hotel, cafetería-restaurante, tienda-bazar así como una zona de descanso con servicios, que dará un importante impulso al empleo de la zona.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png