27 noviembre 2022
  • Hola

El derribo del Clínico frena: hay más amianto debajo de los suelos

Se ha detectado que el ‘pegamento’ con el que se fijó el piso hace casi 50 años tiene una concentración baja, pero peligrosa si se derrumba el edificio y se dispersa por el aire

24 sep 2022 / 20:47 H.
Ver Comentarios

El derribo del Hospital Clínico se ha encontrado con un contratiempo imprevisto y que va a suponer un retraso en los plazos previstos para su demolición, pero también una demora proporcional en la construcción del futuro edificio de consultas, que se tiene que levantar sobre el mismo solar que ahora ocupa el Clínico.

El problema que han encontrado los técnicos durante los trabajos de derribo es que han hallado amianto en zonas donde no lo esperaban: debajo de los suelos.

Durante los últimos meses se realizaron trabajos para retirar la uralita de los techos, las tuberías de fibrocemento y demás materiales que pueden ser tóxicos en caso de difuminarse en el aire.

Cuando parecía que la retirada de estos materiales ya era casi completa y que se podía proceder al derribo de la estructura del edificio, se realizaron unas ‘catas’ en paredes, techos y suelos para cerciorarse de que no quedaba más amianto oculto, pero el resultado de estas pruebas ha sido negativo. Es decir, sí que queda amianto. En concreto, los especialistas han detectado que el adhesivo que se utilizó para pegar los suelos del Clínico contiene un porcentaje de amianto. Se trata de una concentración muy baja, pero que se volvería peligrosa en caso de derrumbar los miles de metros cuadrados de superficie de los que consta el Clínico y se formara una polvareda.

La solución que se ha tomado es la de levantar el suelo del Clínico y tratar de retirar ese adhesivo de una forma controlada. Un procedimiento laborioso y que se está llevando a cabo con una técnica inusual: creando una burbuja en un perímetro para evitar que al levantar el suelo y retirar el ‘pegamento’ se incorpore el amianto a la atmósfera.

Calculando el retraso

Desde Sacyl se ha solicitado un informe para calcular cuánto puede retrasar este imprevisto los plazos que se habían marcado. La intención era tener derribado el Hospital Clínico a finales de este año y que a comienzos de 2023 se pudieran iniciar los trabajos del futuro edificio de consultas: limpieza de solar, excavación, cimentación, etc.

“Ahora mismo los plazos están en el aire. Sin fecha”, apuntan fuentes del Hospital de Salamanca que, además, entienden que del mismo modo que se dispara el tiempo, también crecerá el gasto.

Desde la Consejería de Sanidad se apunta que “se están realizando pruebas para ver la estrategia que ofrece mayor rendimiento en la retirada del amianto”.

El director general de Calidad e Infraestructuras Sanitarias de Sacyl, el salmantino Álvaro Muñoz Galindo, recuerda que “el Clínico es una infraestructura con edad muy avanzada y se construyó respondiendo a la normativa de su tiempo, por eso la presencia de amianto es elevada”.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png