Borrar
Vehículos circulan por la Avenida de los Cipreses. Archivo.
El extraño plástico amarillo que se coloca en los parabrisas de los coches

El extraño plástico amarillo que se coloca en los parabrisas de los coches

Este dispositivo de seguridad para los coches ofrece una funcionalidad increíble

La Gaceta

Domingo, 11 de febrero 2024, 20:41

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Desde EstadosUnidos ha llegado un innovador invento que está llamando mucho la atención de los conductores y, gracias a un funcionamiento muy simple, promete ser de gran utilidad. Este dispositivo, seguro y robusto, está diseñado para `revenir el hurto de automóviles.

Su nombre es Barnacle y tiene un aspecto similar a un parasol exterior y se despliega como un libro. Al libro, unas ventosas se adhieren en el cristal, impidiendo su retirada de manera eficaz.

Su función es dificultar la visibilidad del conductor y así evitar que se ponga al volante y mueva el vehículo. Solo se puede quitar con un código numérico. De esta forma, el conductor puede ponerlo al dejar aparcado el coche y quitarlo al regresar, solo con este código.

¿Cómo empezó todo?

En principio, se concibió como un sistema inmovilizador para que la Policía impidiera que un automóvil que hubiera cometido alguna infracción se pudiera mover.

El agente en cuestión colocaba esta especie de libro abierto amarillo en el parabrisas y, una vez pagada la sanción, facilitaba el código para retirarlo.

Eso sí, después de quitarlo, el conductor estaba también obligado a dejarlo en un punto de recogida, una especie de contenedor con una boca por la que introducir este peculiar dispositivo de seguridad.

¿Cuánto cuesta?

En la página web original se alquila por 250 dólares al mes (unos 230 euros) a cuerpos de seguridad, a los que se les permite quedarse con todo lo recaudado por las multas.

De momento no ha llegado a España, pero puede que lo haga en un futuro no demasiado lejano y que se empiece a ver de forma masiva por las calles, en coches inmovilizados por la Policía o protegidos por sus dueños.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios