Borrar
El acusado, al inicio del juicio en la Audiencia Provincial de Salamanca. ALMEIDA
El italiano acusado de hackear la cuenta bancaria de un salmantino alega que él también es víctima de la estafa

El italiano acusado de hackear la cuenta bancaria de un salmantino alega que él también es víctima de la estafa

La Fiscalía mantiene su petición de un año y diez meses de cárcel y 1.800 euros de indemnización

M. C.

SALAMANCA

Martes, 19 de septiembre 2023, 06:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

P.D.G., el italiano de 37 años acusado de hackear la cuenta bancaria de un salmantino y apoderarse de 1.800 euros, negó ayer ante el tribunal los cargos contra él. Alegó que le engañaron , que él también es «una víctima» y que ni se quedó con ningún dinero ni sabía nada de nada. El acusado negó cualquier culpa y dijo que si abrió la cuenta bancaria fue porque así se lo pidió una empresa de Estados Unidos que lo quería contratar. De esta manera el juicio ha quedado visto para sentencia, informan fuentes del caso a LA GACETA.

La Audiencia Provincial de Salamanca acogió ayer por la mañana el juicio contra el varón para el que el fiscal mantiene su petición inicial: un año y diez meses de prisión y la devolución del dinero del que supuestamente se apoderó, 1.800 euros, por un delito consumado de estafa mediante manipulación informática.

Según recoge el fiscal en su escrito de calificación provisional, el acusado, que carece de antecedentes penales, consiguió por medio de algún tipo de manipulación informática el acceso a través de internet a la cuenta bancaria de una entidad de Salamanca y de la que era titular el perjudicado.

De tal manera, el día 25 de octubre del año 2021, el acusado consiguió transferir un importe de 1.800 euros detraído del referido depósito bancario y sin consentimiento de su titular a favor de la cuenta bancaria de otra sucursal de la que era titular único el acusado, apropiándose de la referida suma que no ha podido ser posteriormente recuperada, señala el Ministerio Público.

A causa de estos hechos, el fiscal acusa a P.D.G. de un delito consumado de estafa mediante manipulación informática y le pide un año y diez meses de prisión, así como una indemnización al afectado por el importe estafado: 1.800 euros o bien a la entidad laboral en cuestión si esta ha reintegrado el importe de la transferencia.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios