Borrar
Operativo de rescate de los dos espeléologos. EUROPA PRESS
La falta de cobertura complica los rastreos: el operativo busca también a los espeleólogos fuera de la cueva, en el monte

La falta de cobertura complica los rastreos: el operativo busca también a los espeleólogos fuera de la cueva, en el monte

«La búsqueda se está alargando bastante. Dentro de nuestro protocolo ya estamos en el nivel 3, el máximo de movilización», señala Miguel, uno de los responsables del puesto de mando avanzado. Alfonso, salmantino, y Paloma, vallisoletana llevan ya más de 72 horas desaparecidos

M. C.

SALAMANCA

Lunes, 24 de junio 2024, 13:13

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Se complica aún más la búsqueda de los espeléologos desaparecidos en una cueva de Cantabria. Alfonso Urrutia, salmantino de 35 años -la familia ha pedido privacidad-, y Paloma Bombín, vallisoletana de 38, se adentraron este sábado a mediodía en la cueva Garmaciega-Sima del Sombrero (en Soba), una expedición que comenzó el sábado a mediodía, de la que no tenía conocimiento el servicio de emergencias 112. Tendrían que haber salido de la cueva el domingo, sin embargo, más de 72 horas después del inicio de su aventura, el paradero de ambos -se desconoce la relación entre ambos- sigue siendo una incógnita.

Al no tener conocimiento de la travesía y tras el aviso a los servicios de emergencias por parte de un amigo de Valladolid, se activó la búsqueda: «Cuando han avisado, se ha empezado a buscar la información de quiénes eran, de lo que estaban haciendo, de dónde habían entrado...», señala a LA GACETA uno de los responsables del puesto de mando avanzado, Miguel, antes de retirarse a descansar después de 29 horas sin dormir.

El domingo se localizó ya el vehículo, cerca de la salida que iban a utilizar ellos, que es la de la sima del sombrero, pero ni pista de los espeléologos que emprendieron la aventura por libre este sábado, sobre las 12:00 horas. «El sábado, dos o tres horas después de que entraran en la cueva, una pareja de catalanes los vio que iban sin problemas».

Se trata de la misma cueva en la que hace casi un año murió un espeleólogo francés que quedó atrapado tras un desprendimiento. La travesía de la cueva Garma Ciega-Sima del Sombrero, solo es apta para espeleólogos experimentados y conlleva alrededor de 20 horas sin paradas.

«Se ha explorado toda la travesía instalada, que es lo que ellos estaban haciendo y han dejado constancia de que iban a hacer eso. Y aquí no están, en esa zona no están. Pero la cueva tiene más ramales y acaba en un sifón... es una zona que no está instalada, no está previsto realizarla dentro de lo que es la travesía«, señala y añade que se plantea también la posibilidad de que hayan salido antes de la hora prevista y se hayan perdido por el bosque, por donde también se les busca. «Es una zona que no tiene cobertura de móvil para nada», explica, y se plantea ahora que «en vez de salir por el sombrero, lo hayan hecho por el mismo lugar por el que entraron, por el motivo que sea, y de ahí al coche se hayan podido ir por el bosque», por lo que también se está peinando toda esa zona, que es una zona muy complicada y «se ha podido perder o han podido tener un accidente...».

«La cobertura total es 0», lo que complica tremendamente los rastreos. «Se está alargando bastante. Ya estamos, digamos, dentro de nuestro protocolo de nivel 3, que es el máximo ya de movilización de medios», concluye.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios