05 julio 2022
  • Hola

Una nueva unidad de la Policía Local se dedicará a patrullar a pie los barrios

El Ayuntamiento retoma su idea de que los efectivos municipales estrechen lazos con los vecinos con un mayor contacto diario para transmitir seguridad y disuadir a los delincuentes

18 may 2022 / 17:41 H.
Ver Comentarios

Sin llegar a constituir una unidad específica como la creada en 2003, que solo sobrevivió cuatro años, la Concejalía de Seguridad Ciudadana retoma, una vez superadas las situaciones excepcionales generadas por la pandemia, su reto de incrementar la presencia de agentes de la Policía Local que patrullen a pie por los barrios. No es una idea nueva. Durante las dos últimas décadas la intención ha estado sobre la mesa de los diferentes gobiernos locales. Pero sí un reto pendiente, ya que desde la desaparición de la Policía de Barrio en 2007 se han puesto en marcha varias iniciativas que no han llegado a sostenerse en el tiempo. Por ello, el edil Fernando Carabias trabaja ya con los responsables del Cuerpo municipal en una reorganización de funciones que, sin descuidar ninguna de las competencias asignadas, permita a los efectivos municipales establecer un contacto más directo con los vecinos de los barrios transmitiéndoles, de la misma forma que se persigue en la zona monumental con el regreso de la Policía Turística, más seguridad, tanto objetiva como subjetiva, y una cercanía que genere confianza y ejerza un efecto disuasorio en los delincuentes.

La Concejalía ya ha pilotado la experiencia en Garrido y Pizarrales y prevé extenderlo a otras zonas desde el verano

El Ayuntamiento no apostará, según aseguran fuentes municipales, por “resucitar” la Policía de Barrio como una unidad específica conformada por una plantilla concreta de agentes, cada uno de los cuales tiene asignada una zona concreta de la ciudad. El Ejecutivo local busca una estructura “más transversal”, en la que los efectivos de cada turno patrullen a pie por las calles de los barrios dejándose ver, hablando con los vecinos y detectando, al mismo tiempo, las necesidades y desperfectos que pueden existir en cada calle concreta. El desarrollo de esa labor de proximidad se compatibilizará con que estos mismos efectivos se puedan activar en cualquier momento para atender las emergencias que surjan en cualquier otro punto de la ciudad o con otros eventos que exijan refuerzo de la seguridad en otros lugares.

El concejal no busca una “Policía de Barrio”, sino más “Policía en el barrio”. En esta idea ya insistió en octubre de 2020 cuando Carabias empezó a abordar esta reorganización de funciones en el Cuerpo. Sin embargo, la pandemia y las restricciones derivadas de ella, así como el proceso para seleccionar a un nuevo superintendente, han ido retrasando su aplicación. Aún así, este año y medio no ha pasado en blanco, el Consistorio ha realizado pruebas piloto de este nuevo sistema para aumentar la presencia de policías locales en los barrios. En zonas como Garrido o Pizarrales, pero también en otros barrios, es habitual ver agentes patrullando a pie por las plazas y parque con mayor afluencia de vecinos. La intención es que desde este verano esa experiencia se extienda a más zonas.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png