Borrar
Rótulos en la calle Prior. ARCHIVO
23 rótulos estrenan el inventario de la ciudad para su posible protección

23 rótulos estrenan el inventario de la ciudad para su posible protección

El listado no está cerrado, por lo que se podrán incorporar más elementos singulares

Belén Hernández

Salamanca

Sábado, 11 de mayo 2024, 06:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La Comisión Técnico Artística y el Museo del Comercio de Salamanca iniciaron hace más de un año los trabajos para crear un catálogo de rótulos comerciales que tienen valor histórico, cultural o identitario al ser representativos de otras épocas o de establecimientos emblemáticos del comercio tradicional salmantino. El catálogo ya incluye 23 carteles singulares tras ser seleccionados por el servicio técnico del Museo del comercio y la Industria de Salamanca, una inclusión que deberá motivarse para que se tenga en cuenta por la Ordenanza Municipal Reguladora de las Condiciones Técnicas y Urbanísticas de Instalación de Elementos de Publicidad e Iluminación de Actividades de cara a su posible protección y conservación.

El inventario contiene dos categorías en función del nivel de protección de los elementos anunciadores. Una primera esfera pensada para incluir a los rótulos que se quieran conservar in situ o que por su valor se opte por reubicarlos en un espacio adecuado, preferentemente público y de uso cultural, una categoría en la que de momento se han incluido 11 rótulos. En el segundo nivel estarían los que deben consultar a la comisión técnico artística municipal antes de su desmontaje durante obras o reformas del establecimiento si sería aconsejable su valoración y traslado. En este apartado se han incluido por ahora 12 rótulos.

Por el momento todos los elementos anunciadores que se han catalogado corresponden a la zona histórica de la ciudad, pero el inventario acogerá elementos de interés o singulares de toda la ciudad a medida que avancen los trabajos de catalogación. La elaboración del inventario está abierta a nuevas catalogaciones de rótulos comerciales que tuvieran un interés específico y se encuentren en la ciudad, tanto dentro de la zona histórica como fuera. Cabe recordar que según la disposición transitoria número 3 de la Ordenanza de Instalación de Elementos de Publicidad el Ayuntamiento de Salamanca se guarda la potestad de exigir a los propietarios de rótulos considerados de interés que no los quieran mantener en su ubicación que los desmonten, los retiren y los depositen en dependencias municipales.

Además, en este punto se abre la posibilidad de que el texto de la normativa incorpore el listado de los elementos en un anexo. La nueva normativa, que entró en vigor en enero de 2023 con una carencia de 18 meses, exige de cumplir los requisitos a los dueños de los establecimientos con rótulos considerados de interés, tanto en formato como en colores y material con el que están fabricados.

Una regulación que llega hasta el detalle, especialmente en la almendra central de Salamanca que pasa a denominarse Ciudad Vieja, donde es más dura. Para el resto muchas de las condiciones ya se recogen en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU). En cuanto a la Ciudad Vieja acoge las vías patrimoniales, en las que quedan prohibidas las banderolas salvo excepciones, cuya imagen exterior ya está sometida a regulación. Al igual que el resto de vías, como Azafranal, calle Toro o Zamora, Gran Vía y plaza de la Fuente, entre otras, solo se admiten materiales como el hierro forjado y la madera tratada o pintada en su color. La perfilería metálica solo podrá pintarse en negro y en tonos verdes, grises y la gama oxirón oscuros. Se prohíbe el plástico, el aluminio, el acero inoxidable en su color natural y otros acabados metalizados brillantes.

En relación a la puesta en valor de los comercios y el mantenimiento de su valor patrimonial, en Salamanca se han desarrollado acciones a través de la Cámara de Comercio, que recientemente ha destacado en una gala la trayectoria de negocios, algunos de ellos centenarios. En Madrid, por ejemplo, se han colocado placas de bronce en los lugares donde se encontraban estos establecimientos históricos, mientras que en Bilbao se ha editado un libro con las diferentes tipografías de los rótulos antiguos.

Miguel García Figuerola, director del Museo del Comercio de Salamanca, elaboró un primer listado de rótulos que se debían conservar en la ciudad a petición de la Comisión de Patrimonio en caso de que tuvieran problemas de conservación. Señala que su labor ha llegado hasta ahí y considera que es necesario a partir de ahora valuar cada caso, siempre teniendo claro que hay que garantizar la continuidad del patrimonio comercial salmantino, «escaparate de la historia de la ciudad».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios