17 agosto 2022
  • Hola

Estos son los contratos laborales que más se firman tras la reforma laboral

Las restricciones para la contratación temporal han obligado a las empresas a recurrir a estas fórmulas | Los indefinidos a tiempo completo solo representan el 38%

04 jul 2022 / 09:53 H.
Ver Comentarios

PALABRAS CLAVE

Los dos primeros meses de aplicación completa de la reforma laboral han elevado de manera notable la contratación indefinida. De representar poco más de un 10% de los contratos que se firmaban en Salamanca anualmente, han pasado a tener un peso cercano al 40% entre abril y mayo, de acuerdo a los datos del Servicio Público de Empleo Estatal. Cifras elevadas y desconocidas en el mercado laboral salmantino, pero que tienen otra lectura. La mayoría de los contratos firmados por primera vez y que tienen carácter indefinido no son a tiempo completo, sino parciales o fijos discontinuos, las modalidades que han experimentado un mayor crecimiento.

Los contratos indefinidos en estos dos meses ascienden a 5.723, algo más del 39% del total. De ellos, 1.568 son conversiones de contratos temporales a fijos y sobre los que el Servicio Público de Empleo Estatal no ofrece datos sobre sus características. El resto, 4.155, son contrataciones para incorporar por primera vez a trabajadores a una empresa y aquí sí especifica cuáles son a tiempo completo y cuáles no. Los primeros representan el 38,7% del total. El resto son a tiempo parcial, el 33%, mientras que 28,3% corresponden a fijos discontinuos. En comparación con enero, los indefinidos a tiempo completo se han duplicado, porcentaje de crecimiento que superan los de a tiempo parcial. En el caso de los fijos discontinuos se han multiplicado por cinco.

Hay que tener en cuenta que un empleo a jornada parcial representa menos horas de trabajo y, por lo tanto, menor sueldo, una modalidad que en muchos casos no es deseada por el trabajador. En la situación de los fijos discontinuos, su contrato no les garantiza estar trabajando durante todo el año, por lo que una parte de este tipo de empleados sufre inestabilidad en sus ingresos.

La solución de los contratos parciales y discontinuos se ha generalizado porque muchas empresas consideran que su actividad y capacidad económica les impide ofrecer un contrato en mejores condiciones, a tiempo completo. La reforma laboral establece que todos los nuevos contratos, en principio, han de ser fijos. Solo en determinados casos se permite la contratación temporal. Desde el 1 de abril han desaparecido los contratos por obra y servicio, que representaban un tercio de los que se firmaban en Salamanca, además de restringirse otras contrataciones temporales a un máximo de 6 meses o por sustitución del trabajador.

Reacciones

El secretario general de UGT Salamanca, Marcelino Muñoz, considera positivo el incremento de indefinidos y reducir la temporalidad, aunque considera que para hacer un balance más concreto de la reforma ha de pasar un año. Las patronales, en cambio, tienen una opinión diferente. Diego García, presidente de CEOE-Cepyme, señala que el crecimiento de los fijos a tiempo parcial y discontinuos responde “a la necesidad que tienen empresas del sector servicios para cubrir unos puestos de trabajo muy específicos, como son los trabajos estacionales o temporales”. Antonio Rollán, su homólogo en CES, afirma que la reforma laboral “ha impuesto una mayor rigidez y limitación a la libertad de contratación” que no se está traduciendo en una mayor estabilidad. “La hostelería, la formación o la construcción están recurriendo a este tipo de contratos para hacer frente a las etapas de mayor actividad”, asegura.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png