30 enero 2023
  • Hola

Europeos, los más tontos

01 dic 2022 / 03:00 H.

    DE la brillante exposición realizada por César Lumbreras en el último Foro GACETA de la Agricultura cabe extraer una única y evidente conclusión: los europeos somos los más tontos del mundo mundial.

    Lo explicó muy bien el director de Agropopular de la Cope y colaborador habitual de este periódico: somos ya más de ocho mil millones los habitantes de la Tierra y las grandes potencias globales como China o Estados Unidos se están lanzando a producir alimentos de forma masiva, mientras que la Unión Europea aplica políticas “verdes” destinadas a reducir más y más las cosechas y la crianza de ganado.

    Como ya no quedan nuevas superficies de cultivo en el planeta, la única forma de atender a la demanda creciente de comida es aplicar la tecnología para aumentar la productividad. Justo lo que hacen chinos y yanquis. Justo lo contrario de lo que propone la UE con la nueva PAC que entrará en vigor dentro de un mes. A los “lumbreras” (perdón, César) de Bruselas solo se les ocurre poner más y más trabas a los agricultores y ganaderos, como si sobre ellos recayera todo el peso de la agenda ecológica en los próximos años.

    Los europeos somos los más tontos, y lo pagaremos caro. Tendremos que importar alimentos y agravaremos nuestra dependencia de países más o menos democráticos y en caso de guerras o crisis de transporte, las pasaremos canutas.

    Ya estamos haciendo el canelo con la Agenda 2030 y los compromisos de las cumbres del clima. Somos los únicos dispuestos a recortar la producción y a pagar todo más caro para reducir emisiones. Resulta que entre cinco países acaparan dos tercios de las emisiones de CO2: China, Estados Unidos, India, Rusia y Japón. Ninguno de ellos es europeo, pero la UE es la que intenta en solitario acabar con el cambio climático, así nos cueste la vida o la cartera, o ambas.

    Dentro de ese espacio de estupidez colectiva que es la Unión Europea, España ocupa un lugar de liderazgo indiscutible. Aquí cualquier propuesta de ecologismo radical salida de Bruselas encuentra una calurosa acogida, e incluso vamos más allá. Así ocurre con esta PAC que Lumbreras definió en el Foro como “una gran chapuza”, pergeñada contra los intereses de los agricultores y ganaderos de todo el continente, y en especial contra los de Castilla y León y Salamanca. La Política Agraria Común para 2023-2027 peca de excesos verdes por los cuatro costados, y aun así, el ministro del ramo, Luis Planas, ha conseguido recibir las felicitaciones de Bruselas porque en su desarrollo a través del Plan Estratégico Nacional ha ido más allá de lo que se le pedía. Si Bruselas nos daba cuatro azotes en salva sea la parte, Planas nos aplica un par de zurriagazos de propina.

    Ya nos engañó el Gobierno sanchista cuando se felicitó de haber conseguido mantener los fondos de la PAC para el nuevo periodo de cuatro años que se inaugura el 1 de enero. Es mentira. Los agricultores y ganaderos van a perder dinero, lo que no se sabe es cuánto. De entrada, las cantidades no se han actualizado al IPC disparado en toda Europa, y eso ya supone un recorte muy importante. Y a continuación, los beneficiarios reciben un 75% correspondiente a la bolsa general y el otro 25% tendrán que pelearlo acogiéndose a ecoesquemas que les obligarán a gastar más, producir menos y cultivar o criar con sistemas más complicados. En el mejor de los casos, los beneficiarios cobrarán lo mismo que ahora menos la inflación.

    A los burócratas ecologetas de Bruselas y a su discípulo en España, el ministro Planas, habría que hacerles un monumento. Porque no se puede ser más tonto sin hacer un máster.

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png