Borrar
Íñigo Errejón y Yolanda Díaz E. P.

Brecha entre Sumar y PSOE por los Presupuestos de 2024: «La obligación de un Gobierno es intentarlo»

Yolanda Díaz e Íñigo Errejón se han mostrado muy críticos con la decisión unilateral de los socialistas de renunciar a los PGE

E. P.

Jueves, 14 de marzo 2024, 11:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La vicepresidenta segunda y líder de Sumar, Yolanda Díaz, y el portavoz del grupo en el Congreso, Íñigo Errejón, creen que no está justificada la renuncia del Gobierno a presentar los Presupuestos Generales en 2024 por el adelanto electoral en Cataluña, pues aunque la tramitación pueda ser «difícil», opina que al menos «hay que intentarlo».

Un adelanto electoral que se produjo precisamente porque en la comunidad autónoma no consiguieron prosperar los Presupuestos pactados entre el PSC y ERC por no haber retirado del proyecto el macrocasino del Hard Rock, al que los 'comunes' (representación catalana de Sumar) siempre se han opuesto frontalmente.

«Que no haya habido acuerdos necesarios en Cataluña no justifica en modo alguno que el Gobierno español no lo intente hasta el final», ha dicho Errejón en los pasillos del Congreso como reacción a los sucesos. Eso sí, ha asegurado que pese a que no habrá cuentas públicas estatales para este año «hay legislatura para rato» y agenda social.

Yolanda Díaz se ha desmarcado también de la decisión de Moncloa de renunciar a los Presupuestos Generales este año, máxime cuando este miércoles incluso los equipos de Sumar y el PSOE estaban reunidos en la negociación para las cuentas públicas.

«Nosotros respetamos la posición del presidente del Gobierno, pero no la compartimos», ha desgranado Díaz, para sentenciar que «hay que seguir gobernando» por para afrontar la crisis de la inflación y avanzar en derechos sociales.

SE HAN BAJADO LOS BRAZOS

En esta línea, el portavoz del grupo confederal ha incidido en que respeta la decisión del PSOE de no intentar presentar el proyecto de cuentas públicas, pero no la comparte, pues asuntos como la dependencia, la vivienda, los cuidados y los servicios públicos «no pueden esperar».

Además, Errejón ha subrayado que el Ejecutivo central «tenía condiciones como para intentarlo hasta el final». «Esa era nuestra voluntad, no compartimos que se hayan bajado los brazos, pero bueno, seguiremos trabajando», ha señalado.

«¿Que el camino para que haya presupuestos puede estar difícil? Bueno, pues puede estar difícil, pero la obligación de un gobierno es intentarlo y dialogar hasta el final», ha zanjado.

También han preguntado al portavoz si el PSOE había advertido a Sumar de la posibilidad de no presentar los Presupuestos, a lo que ha contestado que en el Gobierno siempre hay contactos, pero la decisión ha sido unilateral.

PELOTAZO URBANÍSTICO

El también líder de Más País ha hecho hincapié en el origen de la renuncia, que fue el rechazo a los presupuestos catalanes por el Hard Rock que provocó el rechazo de los 'comunes'. A su juicio no ha conseguido prosperar porque se ha basado en un modelo económico similar al «del pelotazo de los gobiernos del PP».

«A nosotros alguien nos tiene que explicar qué hay detrás de este macrocasino, porque yo si no, no me lo explico», ha apostillado Errejón. En esta línea, ha criticado que se trata de un proyecto que fomenta la ludopatía y requiere de un consumo de agua «como si fuera una ciudad de 30.000 habitantes» cuando la región está en sequía.

La vicepresidenta, por su parte, ha comentado que la responsabilidad de buscar los apoyos y negociar hasta el final era del Govern, sobre cuando carecía de los votos necesarios por el proyecto Hard Rock en Tarragona.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios