26 mayo 2022
  • Hola

Una nueva cosecha récord de trigo según las primeras proyecciones

El Consejo Internacional de Cereales estima que la producción mundial podría aumentar por cuarta campaña consecutiva y superar la cifra histórica de 781 millones de toneladas

20 ene 2022 / 09:19 H.
Ver Comentarios

Aunque se trata de un avance muy preliminar, el Consejo Internacional de Cereales (CIC) estima que la producción mundial de trigo podría aumentar de nuevo en la próxima campaña 2022/23, por cuarta campaña consecutiva, y alcanzar un nuevo récord, por encima de la cifra, ya histórica, de 781 millones de toneladas que el organismo estima para la campaña actual.

De acuerdo con estas primeras proyecciones, el consumo también se elevará a un máximo histórico, por lo que las existencias de final de campaña se mantendrían sin cambios y las reservas remanentes de los grandes países exportadores continuarán por debajo de la media. En lo que respecta al comercio, con la mejora de las cosechas en algunos países, los intercambios mundiales de trigo podrían disminuir respecto a la cifra sin precedentes prevista para la presente campaña (196 millones de toneladas).

En lo que respecta a la actual campaña 2021/22, el informe del CIC de este mes de enero da cuenta de un ligero déficit de producción con respecto al consumo en trigo. La cosecha mundial se estima en 781 millones de toneladas frente a un consumo previsto de 783 millones. Ello supondrá un ligero recorte del stock final de campaña, que se situará en 276 millones de toneladas (frente a los 278 millones con los que se cerró la campaña anterior). En el caso del maíz, por el contrario, el CIC estima una producción mundial de 1.207 millones de toneladas mientras que la demanda se situará, según sus previsiones, en 1.199 millones, lo que permitirá una recuperación del stock final de campaña hasta los 287 millones de toneladas (278 millones al cierre de 2020/21).

Considerando el conjunto de los cereales (sin el arroz), la producción se estima en 2.286 millones de toneladas y la previsión de consumo apunta a 2.287 millones, con un stock final de campaña que podría situarse en 601 millones de toneladas (similar al de la campaña anterior, de 602 millones, pero muy por debajo de los 616 millones de toneladas con que se cerró la campaña 2019/20 o los 623 de la anterior).

El organismo no hace previsiones sobre la posible evolución de los precios de los cereales en el mercado internacional. Sin embargo, las sucesivas cifras récord de producción de los últimos años no han supuesto una bajada de los mismos, sino todo lo contrario, debido a que también el consumo ha alcanzado niveles históricos.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) maneja cifras similares.

Recortes en soja

Este último ha revisado considerablemente a la baja sus previsiones de producción mundial de soja para la actual campaña 2021/22 debido a que las cosechas de Brasil, Argentina y Paraguay serán inferiores a las manejadas inicialmente por el fuerte calor que vienen registrando estos países. Globalmente se obtendrán 372,56 millones de toneladas. Este recorte de la cifra de producción supondrá una disminución del stock final de campaña, que se situará por debajo de los 100 millones de toneladas. Según los analistas, estas correcciones mantendrán la tensión en las cotizaciones de la soja, aunque los mercados ya se habían anticipado a ellas con precios al alza en las últimas semanas. El CIC maneja una previsión de cosecha algo más baja (368 millones de toneladas), que se quedará por debajo de la demanda (371 millones). Ante estas cifras, apunta también que las cotizaciones se han orientado al alza en las últimas semanas. En estos momentos, según el organismo, las cotizaciones de la soja están en un nivel similar al de hace un año (hay que recordar que en el segundo semestre de 2021 se dispararon). Las de los cereales, sin embargo, están sensiblemente más altas, sobre todo las del trigo y las de la cebada.

En España, según datos del Ministerio de Agricultura, la cebada cerró el año 2021 a un precio medio de 286 euros/tonelada, un 31,5% más cara que a principios del mismo. El maíz estaba a 276 euros (+22%) y el trigo para pienso a 304 euros (+26,3%). La harina de soja, sin embargo, se mantuvo bastante estable, en 468 euros/tonelada, aunque hay que recordar que a lo largo de 2020 había subido un 27%.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png