Borrar
Un agricultor prepara la tierra con su tractor.
Mercado loco: la paja casi al precio del cereal

Mercado loco: la paja casi al precio del cereal

Cebada y trigo cuestan 53 y 45 euros la tonelada, menos incluso que antes de la invasión rusa de Ucrania

Martes, 5 de diciembre 2023, 06:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El 24 de febrero de 2022 se produjo la invasión rusa de Ucrania y comenzó una guerra que supuso el alza de la materia prima hasta el punto de que, por ejemplo, antes de esta fecha la cebada cotizaba en la Lonja de Salamanca a 279 euros la tonelada y a finales de ese año subió hasta los 324. Con la materia prima subieron fertilizantes, la electricidad, piensos o el gasóleo, por lo que la siembra 2022-2023 fue la más cara de la historia.

Ahora en cambio, y a pesar de que sigue la guerra en Ucrania, continua el desplome de precios del cereal cosechado esa campaña. En la Lonja de Salamanca, después de la cotización de este lunes -con descensos de 1 euro la tonelada en trigo y cebada y de 2 en maíz- el precio es muy inferior al que tenían estos productos antes incluso de ese 24 de febrero de 2022 en el que se produjo la invasión rusa.

La cebada, siempre con la referencia de la Lonja de Salamanca, cotiza desde este lunes a 226 euros la tonelada, que son 53 euros menos que antes de la invasión rusa. En el caso del trigo, su precio actual en la Lonja de Salamanca es de 242 euros la tonelada cuando en la mesa anterior a la del 24 febrero cotizaba a 287, que son 45 euros por encima del precio actual. En el caso del maíz la caída es más importante y ahora, a 220, su precio es 58 euros la tonelada inferior al que se fijó en la Lonja del 21 de febrero de 2022, antes de la invasión rusa.

Tras el inicio de la guerra y, como consecuencia de que Ucrania era un país exportador, comenzó la subida del precio de la materia prima por la mayor escasez de producto en el mercado y la cebada tenía hace un año, el 5 de diciembre de 2022, un precio en la Lonja de Salamanca de 324 euros la tonelada; el trigo, de 340; y el maíz, de 327. Si se establece la comparación de precios entre hace un año y ahora, la cebada y el trigo han bajado en 98 euros la tonelada y el maíz está 107 más barato que entonces. El objetivo fijado a nivel mundial fue el control de la inflación, con el control del precio de materias primas.

Si la referencia es el inicio de 2023, el precio ha bajado desde enero en 78 euros/ tonelada en el caso de la cebada; de 77, en el del trigo; y de 93, en el del maíz.

Las organizaciones agrarias ASAJA, Alianza UPA-COAG y UCCL emitieron un comunicado conjunto este lunes en el que denunciaron la crítica situación por la que atraviesan los agricultores cerealistas de Castilla yLeón. Denuncian que los precios caen mientras los costes se mantienen elevados generando y apuntan a «una crisis sin precedentes». Advierten de la entrada masiva de cereales y del incumplimiento de la Ley de la Cadena Alimentaria, con precios por debajo de los costes. Denuncian que, pese a la caída de las materias primas, no han bajado precios de productos derivados, como harina, pan, bollería o piensos. En el caso de los ganaderos se une también el alza de la paja, que ayer volvió a subir en al Lonja de Salamanca (+4 euros/tonelada). Las organizaciones sospechan de «influencia de lobbys» y amenazan con medidas de presión si no actúan los ministerios de Consumo y Agricultura.

Marcos Martínez, presidente de la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (ACCOE), señaló a este periódico que, pese a la mala cosecha en España, hay exceso de oferta de cereal, con maíz procedente de Brasil y cereal de Ucrania y otros países del Este de Europea y un mercado a la baja y en los mercados de futuros. «Queda un gran porcentaje de cereal a manos de los agricultores», advirtió. No es optimista a corto plazo sobre la subida del cereal.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios