21 febrero 2020
  • Hola

Así ha sido el homenaje más emotivo de Salamanca a Julio Robles

Familiares y aficionados al mundo del toro volvieron a reunirse a los pies de La Glorieta para rendir tributo al diestro, 19 años después de su fallecimiento

18 ene 2020 / 18:01 H.

El mundo del toro ha rendido este sábado su cariñoso homenaje anual a Julio Robles, el torero que llevó a lo más alto el nombre de Salamanca en sus muchas tardes de gloria y éxitos.

Diecinueve años después de su muerte (14 de enero de 2001), decenas de aficionados volvieron a congregarse ante su estatua, a los pies de La Glorieta, para acompañar a su familia y amigos en la ya tradicional ofrenda floral en su memoria.

La Banda Municipal fue la encargada de poner la nota musical a una emotiva mañana donde el matador de Fontiveros volvió a la vida a través del recuerdo eterno de sus seres queridos y de los muchos admiradores que, en pequeños corrillos, disfrutaban rememorando sus mejores faenas.

El Ayuntamiento de Salamanca y la Federación de Peñas volvieron a organizar un acto, que se ha convertido en la primera gran cita del año taurino en la provincia. No faltó un año más el responso en memoria de Robles del capellán de la plaza de toros, Constantino García, al que siguió la intervención del presidente de Juventud Taurina de Salamanca, Gonzalo Sánchez, encargado de leer una carta donde el torero, desde el más allá, relataba su recibimiento en el cielo 19 años atrás, con sus admirados Belmonte y Manolete dándole la bienvenida.

El momento más emotivo llegó con la ofrenda floral que realizó su hermana Candelas Robles, acompañada por el alcalde Carlos García Carbayo, y en el que también participaron cuatro de los sobrinos-nietos del matador, Adriana, Alba, Daniel y Yaiza.

El regidor salmantino aprovechó el homenaje “al maestro Robles” para realizar una encendida defensa de la tauromaquia. “Estoy aquí en apoyo de la cultura, del arte, la fiesta y el empleo. De lo nuestro y de lo que es España porque para eso estamos las administraciones públicas, para proteger y promover nuestros valores y nuestras tradiciones”, aseguró antes de pedir que el mundo del toro “siga teniendo presencia y siga siendo un motor económico para la provincia y la ciudad de Salamanca”.