Borrar
El acalde García Carbayo junto a Isabel Martín, Miriam Cortés y María Ángeles Ruano. CUESTA
Tres salmantinas que marcan el camino a seguir en la lucha contra la desigualdad laboral

Tres salmantinas que marcan el camino a seguir en la lucha contra la desigualdad laboral

Isabel Martín Arija, Miriam Cortes y Mª Ángeles Ruano reciben el premio “Salmantinas de 2019” tras triunfar en entornos masculinos

Viernes, 8 de marzo 2019, 22:45

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

No es fácil llegar a ser directiva en el sector financiero, en el educativo o en el de las organizaciones de nivel nacional, aún más para una mujer. Por eso este viernes recibieron el reconocimiento como “Salmantinas de 2019” la directora general de Caja Rural de Salamanca, Isabel Martín Arija; la rectora de la Universidad Pontificia de Salamanca, Miriam Cortés; y la directora de la ONCE en Salamanca, María Ángeles Ruano, reconocimiento otorgado por el Ayuntamiento de Salamanca por decisión del Consejo Sectorial de la Mujer. Tres ejemplos de éxito en tiempos en los que el camino era más fácil para los hombres. Arija recordó cómo no pudo acceder a su primer trabajo porque tenía que dirigir a un equipo de varones, que hace 30 años no estarían “cómodos” bajo el mando de una mujer. “Hoy eso es anacrónico, pero este acto es el símbolo de que la sociedad aún tiene mucho que avanzar”, añadió.

Expuso el concepto “brecha de los sueños” por el que las niñas a partir de los seis años dejan de aspirar a determinados puestos. Animó a luchar contra esa brecha y apeló a la autoestima de las jóvenes que hoy se forman. “Vosotras podéis, nunca pongáis el pie atrás”. Aunque nació en Orense, la rectora Miriam Cortes lleva 25 años en Salamanca, la ciudad que le ha dado a su familia. “Animo a las mujeres a que nada las detenga. Si se quiere se puede”. Auguró que los paisajes de techos de cristal y brechas salariales cambiarán para que la mujer ocupe su lugar, “por justicia y por mérito”. Ángeles Ruano reconoció que a la mujer se la mira con lupa y que cada día tiene que demostrar que merece su puesto. “No sé si nuestro trabajo es mejor o igual que el de los hombres, pero sé que no es peor”. Como directora de la ONCE, recordó a las mujeres con discapacidad, “que lo tienen aún más difícil”.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios