12 agosto 2022
  • Hola

Récord de internamientos forzosos por problemas de salud mental en Salamanca

En 2016 el juzgado autorizó 104 ingresos involuntarios frente a los 206 que se alcanzaron en 2021 | Personas con alto riesgo suicida y los brotes psicóticos, los casos más repetidos

08 feb 2022 / 19:53 H.
Ver Comentarios

El aumento de personas con un deterioro cognitivo y problemas de salud mental ha disparado las estadísticas. Los internamientos forzosos en Salamanca se han duplicado en los últimos seis años y el Juzgado de Instrucción número Ocho de Salamanca, destinado a los asuntos de familia, autorizó en 2021 un total de 206 ingresos involuntarios frente a los 104 que hubo en 2016.

En todos los casos son personas que carecen de capacidad para decidir si deben ingresar o no en un determinado centro o unidad para recibir un tratamiento, una decisión que puede iniciarse a petición de la familia, de los servicios sociales o de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad pero que en la mayoría de los casos los encargados de hacerlo son los propios médicos, aunque luego debe ser un juez quien lo autorice. Se trata de los internamientos de urgencia, que como su propio nombre indica lleva consigo el ingreso inmediato de la persona en cuestión. Se hacen en lo que se denominan Unidades de Hospitalización Breve.

Así lo explica Llanyra García Ullán, psiquiatra de la Unidad de Hospitalización Breve Psiquiátrica del Complejo Universitario de Salamanca, ahora ubicada en la planta 0 del Bloque A del nuevo hospital. La experta asegura que de todos los casos que reciben anualmente aproximadamente un tercio corresponde a ingresos involuntarios.

En cuanto a las situaciones que más se repiten, hay dos que destacan por encima del resto: personas con alto riesgo suicida y los brotes psicóticos. “Sobre todo brotes psicóticos, esquizofrenias y cuadros bipolares descompensados”, explica. “Cuando llega un caso los médicos de Urgencia Psiquiátrica hacen una valoración del paciente y si ven que no tiene la capacidad de juicio conservada para decidir pero necesita un tratamiento son ingresados y posteriormente se solicita, dentro de las 24 horas siguientes, una autorización al juzgado”, explica.

Dicho internamiento en la planta 0 del Hospital de Salamanca se puede extender hasta 6 meses, aunque la psiquiatra explica que nunca se llega a dicho límite y que la estancia media en el dispositivo suele ser de entre dos y tres semanas. “En el caso de que veamos que en ese tiempo el paciente no está estabilizado, derivamos a la Unidad de Convalecencia Psiquiátrica, que está en Los Montalvo. Allí suelen tener una estancia media de dos meses más”. Sin embargo, asegura que son pocos los pacientes que tienen que ser derivados y en la mayoría de los casos la persona en cuestión es estabilizada y recibe el alta, derivándose la misma a otros dispositivos de la red psiquiátrica, como a la Unidad de Rehabilitación. Si bien es cierto que, desde el año 2009, Salamanca no cuenta con ningún centro de larga estancia y los que existen en otros puntos del país están “colapsados” y tienen unos requisitos muy estrictos.

Una alta demanda que se ha incrementado debido a la pandemia, incrementando así los problemas de salud mental. “Hemos notado a raíz de la covid un descenso de la edad media tanto en los pacientes que ingresan en planta como en aquellos que atendemos en Urgencias y que no llegan a ingresar, que también son muchos”, relata García Ullán. “En las citas hay retrasos por que la demanda es tremenda. Necesitamos más psicólogos y psiquiátras. Necesitamos dejar de ser ya la hermana pobre de las especialidades médicas”, concluye.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png