Borrar
Una de las actuaciones de la Orquesta Kronos.

«Hay que saber adaptar la música actual a las orquestas»

Después de cuatro décadas desde su creación, los 12 componentes de la orquesta salmantina Kronos continúan ofreciendo espectáculo por diferentes municipios de la geografía española. Mañana estará en Mancera de Abajo

Clara Delgado

Salamanca

Jueves, 4 de julio 2024, 22:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El verano tiene el sonido de las orquestas. Pasodobles, rumbas e incluso música electrónica o reguetón son algunos de los estilos con los que deleitan al público. La orquesta Kronos es buen ejemplo de ello. Esta formación musical, procedente de Salamanca, lleva 40 años en el panorama musical. Los cinco jóvenes que comenzaron con la música como una afición nunca pensaron que, cuatro décadas después, este proyecto continuaría en pie. «Todo comenzó con esfuerzo, pero era un 'hobby' y, ahora, ha llegado a ser algo a lo que nos dedicamos de manera profesional», afirma Julián González, integrante del grupo desde su crecación. «Nunca imaginamos llegar a donde estamos ahora. Fuimos creciendo poco a poco», dice.

Actualmente, sus 12 componentes son los encargados de poner el ritmo a cada municipio al que van. «Nos llevamos bien. Somos como una familia. Ha habido gente que ha ido cambiando en el propio grupo, personas a las que les salen otras cosas distintas y dejan la orquesta... A pesar de los cambios, nos llevamos todos bien. Necesitamos llevarnos bien para tocar y viajar de un lado a otro. Somos como una familia», reconcoce.

A pesar de que su sede reside en Salamanca, su recorrido les ha llevado a actuar en otros lugares de la comunidad e incluso fuera de la región, como en Cantabria o Galicia. «Vamos mucho a Segovia, Ávila o Madrid. Nuestro trabajo consiste siempre en ir de un sitio a otro. De donde nos llaman, allí vamos a montar todo. Vamos en un tráiler con todo el equipo», aseguran desde la orquesta, aunque afirman que Salamanca es la provincia en la que más actuaciones desarrollan.

Sin ninguna duda, reconocen que el verano es la temporada del año en la que más trabajan y en la que apenas tienen tiempo de parar. «Los veranos son matadores», dice Julián González. «En un día normal en el que tenemos actuación, salimos pronto de Salamanca. Los montadores van antes y luego llegan los músicos. Una vez en el destino, hacemos prueba de sonido y cuando llega la hora, se hace la actuación», explica Julián. «Cuando terminamos, recogemos todo y volvemos a Salamanca. Solemos llegar de vuelta sobre las 6 o 7 de la mañana si actúamos fuera, aunque depende de la distancia a la que estemos. Si actuamos en un pueblo que está lejos, dormimos allí y regresamos al día siguiente», aseguran.

No solo el verano les da trabajo, ya que, durante el resto del año, se encargan de ensayar y de poner en marcha el espectáculo de la nueva temporada. «El mes de octubre es el que nos tomamos de vacaciones. Después de octubre, volvemos a los ensayos. Tenemos una rutina de ensayo, tanto para música como para coreografías y nos ponemos a preparar la siguiente temporada, incluyendo nuevas canciones», explican desde el grupo.

El espectáculo de Kronos

La orquesta Kronos ofrece cuatro horas y media de espectáculo, en el que se incluye un descanso de media hora y con el que el público puede disfrutar de un variado repertorio. «El repertorio que interpretamos ha ido cambiando un poco, ya que nos vamos adaptando a los tiempos. Antes había mucho pasodoble, mucha rumba y las verbenas se vivían de otra manera», afirman desde la orquesta.

La gente joven, ahora, es protagonista entre el público. Por ello, los ritmos actuales como el reggaetón se escuchan más a menudo. «Lo que buscamos es que la gente baile. Hay mucho popurrí. Vamos poniendo cachitos de diferentes canciones. Ponemos pasodobles, pasamos por las canciones de los 80 y los 90 y también los temas que están sonando cada verano», explican. «Ahora, por ejemplo, hemos integrado 'Potra Salvaje'», afirman. «Lo importante es que hay que saber adaptar la música actual a los instrumentos que tiene una orquesta», explican, asegurando que hay que estar al día de las canciones que están sonando.

A pesar de su éxito, ya que aseguran que ya tienen fechas fijadas para próximas actuaciones en el verano de 2025, reconocen que el auge de las discmóviles hace que las orquestas tengan que adaptarse más a los nuevos tiempos, ya que son un fuerte atractivo para muchos jóvenes.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios