29 junio 2022
  • Hola

No es feminista, es una inepta

18 may 2022 / 03:00 H.

    Lástima que hasta que no llegó doña Irene Montero al Consejo de Ministros, gracias a ser la pareja del macho alfa de Podemos, no se haya podido hablar de la regla o de la menstruación con naturalidad. Fue ponerse ella al frente de una cartera tan costosa para los bolsillos de todos y enterarnos de que las mujeres y las hembras de ciertos animales evacuan naturalmente una vez cada 28 días más o menos la sangre procedente de la matriz (definición según la Real Academia de la Lengua, doña Irene).

    No estamos en la pubertad o en el inicio de la adolescencia para ruborizarnos por hablar con naturalidad de un proceso biológico que para algunas mujeres resulta muy doloroso, ahora y antes de que hubiera aparecido usted para nuestra desgracia en la política española. Se comporta como una eterna adolescente y con una frivolidad que resulta muy preocupante para una persona que debe o debería tener una cierta formación para ocupar un puesto de tan alta responsabilidad.

    Pero una vez más está demostrando su ineptitud para ocupar una cartera como ministra del Gobierno de España y una vez más está demostrando que si no hubiera sido la pareja del que fuera vicepresidente Pablo Iglesias, que se topó con un paranoico, como el presidente Pedro Sánchez, jamás, jamás hubiera ocupado ningún puesto de responsabilidad. Ni siquiera en una empresa y por supuesto menos en una privada.

    Usted quiere ponerse la medalla de haber descubierto las bajas por menstruaciones dolorosas y ya existían mucho antes de que usted naciera. Yo he tenido reglas dolorosas y jamás he tenido ningún problema en la empresa por no acudir al trabajo si el dolor me impedía realizar mi tarea. Ni yo ni nadie. Siempre hay excepciones, como siempre habrá gente incapaz como usted ocupando un puesto de tan grande responsabilidad.

    Todo esto de las bajas menstruales nos perjudica a las mujeres porque nos señala, pone el énfasis en las diferencias y nos hace más vulnerables, pese a que usted, señora Montero crea que ha conquistado un derecho feminista. Esta discriminación solo puede disuadir al empresario a la hora de hacer un contrato a una mujer, a pesar de que las bajas las cubra la Seguridad Social desde el primer día y a pesar de que el número de mujeres que tengan el derecho reconocido en el proyecto de ley que aprobó ayer el Consejo de Ministros se reduzca considerablemente.

    Ha demostrado con esta bazofia -cosa soez, sucia y despreciable, según la Rae- de proyecto de Ley que es una inútil integral y que lo único que ha pretendido es tapar algo mucho más importante, trascendente y grave como es que las adolescentes menores de edad -16 y 17 años- puedan abortar sin el conocimiento de los padres.

    ¿Quién se encargará de reparar los daños psicológicos y físicos de una menor después de abortar?, ¿usted? No sé si sabe que la interrupción voluntaria o involuntaria de un embarazo produce efectos en cualquier persona que tenga sentimientos, independientemente de la barbaridad que supone que una menor de 16 o 17 años necesite el permiso de los progenitores para todo, excepto para abortar. Además de ser usted, doña Irene, una incompetente, es maligna.

    Flaco favor le ha hecho usted a las mujeres con esta porquería de proyecto de Ley. No saque pecho por una conquista que no es tal. Las mujeres tenemos la regla por naturaleza y cuando hemos tenido dolores incapacitantes no ha hecho falta que viniera usted porque históricamente lo hemos solucionado sin recurrir a bodrios que intentan esconder otras cosas muchos más peligrosas y trascendentes como el aborto. ¿Ha pensado, usted que tiene hijas, si le gustaría que abortaran libremente sin enterarse de nada?

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png