Borrar
Y AHORA QUE LO PIENSO...

Sigo sin verlo...

Nos queda mucho por ver en este trimestre que puede cambiar el sentido de la marcha en muchos asuntos

Jueves, 4 de abril 2024, 05:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Finalizada la semana de pasión pasada por agua como nunca. Recordábamos los años 2011-2012 como lo peores en cuanto a lluvia y desfiles procesionales sin salir a las calles, pero parece que este 2024 se lleva la palma. Lo cierto es que haciendo una valoración posterior nuestra Semana Santa, crece de año en año con un pregón de categoría superior al que han seguido una serie de acciones y actos que realmente están enriqueciendo a Salamanca y más aún a quienes viven directamente los recorridos procesionales que este año han sabido sufrir momentos realmente complicados.

Sirva este pequeño, aunque sentido homenaje para quienes hacen nuestra semana de pasión y trabajan en la misma todo el año, porque no solo es la salida procesional, son todas las obras que cofrades y hermanos llevan a cabo a lo largo de doce meses que tiene el año.

Dicho esto, abrimos el segundo trimestre de este año con varios frentes abiertos, hace pocas horas que he escuchado a nuestro estimado ministro de Transportes, Óscar Puente, que sigue dando nefastas noticias para Salamanca y Castilla-León en materia ferroviaria, por una parte, la línea Madrid con Aranda de Duero y por otra la no reapertura de líneas por Somosierra, parece que nos lo hemos merecido por no saber votar adecuadamente. De la Ruta de la Plata ni hablamos por el momento, seguimos sin verlo claro, nada claro con las velas que nos van alumbrando. Y es que ahora ya no hablamos de bolitas blancas en las playas, ahora se habla de elecciones en el País Vasco y Cataluña y por supuesto las europeas. Y hablamos de posibles alianzas para ganar, de ahí que lo lógico parezca que la derecha vasca se una a la izquierda socialista o que en Cataluña el exministro Illa intente encajar el puzle independentista para que duela lo menos posible.

En fin, nos queda mucho por ver en este trimestre que puede cambiar el sentido de la marcha en muchos asuntos. El primero es el de la amnistía para todos, no está nada claro y el vecino de Waterloo ya anuncia que podría arriesgarse a meterse entre rejas mientras se lo arregla el gobierno con tal de salir de nuevo como «venerable». Maniobras extrañas que nos irán llamando la atención en estas próximas semanas en las distintas citas electorales. Y ya para finalizar no puedo obviar la última reunión en Salamanca esta misma semana sobre las frecuencias de trenes entre Salamanca y Madrid, cuatro años esperando una buena noticia para miles de viajeros que siguen manteniendo estos trayectos sin esperanza de conciliación. Sigue faltando la cuarta frecuencia y además se cambian horarios que afectan a cientos de trabajadores que viven en Salamanca y trabajan en Madrid. Esta nueva reunión celebrada en el Ayuntamiento de Salamanca esperemos que sea el principio de nuevas movilizaciones, de nuevos informes que sean valorados en ese Ministerio de Transportes que ahora nos olvida y nos castiga.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios