28 noviembre 2021
  • Hola

La exportación salmantina aguanta pese al problema del transporte de mercancías

La facturación sube un 9% hasta agosto pese a la falta de contenedores y al encarecimiento del servicio | El grueso de operaciones va a Europa, lo que evita muchos envíos por barco

25 oct 2021 / 07:52 H.
Ver Comentarios

PALABRAS CLAVE

Las exportaciones salmantinas están superando uno de los momentos más complicados que se recuerdan para las operaciones internacionales. El transporte de mercancías vive un contexto complicado, con falta de barcos y contenedores en los que enviar los productos, a lo que se suma el encarecimiento del servicio marítimo e incluso para el transporte por carretera debido a la falta de conductores. Sin embargo, y a pesar de estos factores, las empresas de la provincia han conseguido facturar en el exterior más que en el mismo periodo del año pasado. Según los últimos datos del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, Salamanca había vendido fuera de España hasta agosto mercancías por valor de 605 millones de euros, un 9% más que hace un año.

El secretario de la Cámara de Comercio de Salamanca, Emilio Checa, considera que uno de las causas que está jugando a favor de Salamanca es que el grueso de las exportaciones se realizan a Europa, por lo que el transporte se hace mayoritariamente por carretera o tren. “Los problemas se están dando especialmente en el transporte marítimo cuando hay envíos entre continentes”, explica.

Los principales socios comerciales de las empresas salmantinas se ubican en Portugal, Francia, Italia, Holanda, Alemania o los países escandinavos. Destinos como China, Japón o Estados Unidos, en los que es casi obligatorio utilizar barcos, aunque han ganado protagonismo en los últimos años, siguen lejos del volumen que representan los países europeos.

Las empresas reconocen que los trastornos en su actividad diaria se están registrando sobre todo con la importación de materiales de países asiáticos. “La falta de contenedores y otros factores logísticos dificultan el trabajo porque la operativa es más compleja, los tiempos de entrega aumentan y eso genera incertidumbre en los precios y plazos de entrega” explican desde Grupo Andrés. Para minimizar al máximo los efectos, la empresa ha apostado por ampliar su red de colaboradores y aumentar el stock de neumáticos para garantizar la distribución en España y Portugal y mantenerse como uno de los más importantes distribuidores europeos.

Lo que es imposible evitar es el aumento del coste de los envíos marítimos, bien para exportar o importar. “La falta de contenedores ha provocado que se realicen subastas para ver quién se queda con los que están disponibles, lo que ha multiplicado su precio por cinco”, señala Luis López, de Office 2000 Sistemas Ofimáticos, dedicado a la distribución de leds. “Los problemas se han agravado desde el incidente con el barco que quedó atravesado en el canal de Suez”, indica. Además del aumento de precios, el otro efecto es que las entregas ahora tardan entre dos y tres meses en realizarse.

“La parte grande de la producción de wolframio que se extrae en la mina de Barruecopardo se exporta a Asia y EEUU por vía marítima”, explica Agne Ahlenius, director general de Saloro. “Trabajamos con previsión. Reservamos varios contenedores al mes y, de momento, hemos podido cumplir los compromisos con nuestros clientes, a lo que también ayuda que sean envíos pequeños. Lo que sí estamos viendo es que existen problemas relacionados con los retrasos en las salidas de los barcos que llevan los contenedores”, indica.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png