24 mayo 2022
  • Hola

El precio del combustible retoma las subidas con el nuevo año

Ha aumentado 5 céntimos por litro y vuelve a rozar máximos de los últimos 9 años | El carburante, uno de los responsables de que el IPC subiera un 7,2% en Salamanca en 2021

16 ene 2022 / 21:52 H.
Ver Comentarios

Si diciembre parecía que había supuesto un freno a la presión de los precios de los combustibles, al registrar las primeras bajadas significativas en más de un año, el nuevo año se ha estrenado con la recuperación de la tendencia alcista de los combustibles. El incremento los ha vuelto a situar en máximos de los últimos 9 años en el caso del gasóleo, mientras que la gasolina 95 se ha quedado a un solo céntimo de ese mismo hito. Precisamente, el alto precio de los combustibles ha sido una de las causas que elevó la inflación en 2021 hasta cotas jamás vistas en Salamanca desde que hay datos. Acabó el año con un incremento del 7,2%, siete décimas por encima de la media nacional.

La aparición de la variante ómicron a finales de noviembre y principios de diciembre cortó la evolución al alza de los precios de los carburantes. Un hecho que propició que las cotizaciones del barril de petróleo bajaran por debajo de los 70 dólares, lo que repercutió en un descenso de la gasolina y el gasóleo a mediados de diciembre. Sin embargo, y pese a la alta incidencia de casos a nivel mundial, el crudo volvió a subir a partir de Navidad —ahora supera los 85 dólares— lo que ha devuelto los aumentos a los carburantes.

La provincia registró el mayor incremento del IPC desde que hay datos, además de superar en 7 décimas la media nacional

Los datos del Ministerio de Transición Ecológica reflejan que en lo que va de año se han encarecido cinco céntimos por litro, lo que ha supuesto que el gasóleo tenga un precio en la mayoría de estaciones de servicio de la provincia que ronda 1,42 euros por litro, repitiendo el precio alcanzado a principios de diciembre y que es el más alto desde marzo de 2013. La gasolina 95 ha subido hasta los 1,53 euros, a un céntimo del precio récord de la última década.

El repunte de los combustibles representa una mala noticia para los consumidores salmantinos, muy castigados por la subida generalizada de los precios. Los carburantes, de hecho, fueron uno de los responsables de que en 2021 la inflación en Salamanca se disparara a cotas jamás vistas. El IPC aumentó un 7,2%, la cifra más elevada registrado por el Instituto Nacional de Estadística desde que hay datos por provincias. El anterior récord se registró en 1994 y fue del 4,7%.

El incremento de la inflación en la provincia es, además, más alto que la media nacional, que fue del 6,5% en 2021. Una diferencia llamativa y que responde a que los salmantinos soportaron en determinados productos y servicios un mayor aumento. Entre ellos se encuentran los combustibles, incluidos en el apartado de “utilización de vehículos personales”. Mientras la subida media del país fue del 14,6% el año pasado, en Salamanca alcanzó el 15,8%. El coste de la energía —electricidad, gas y otros combustibles— también subió más en la provincia que en el conjunto de España, un 55,4% frente a un 54,8%. También hubo diferencias notables en otros artículos como el calzado, los aparatos domésticos o los servicios de restauración.

Fuertes subidas en productos básicos

La subida de los precios en 2021 afectó a un gran número de productos, incluidos los más básicos y que son los que tienen más peso en la inflación. Además de la energía y los carburantes, también experimentaron subidas de calado los alimentos, un 4,6% más que en 2020, las bebidas no alcohólicas (+4,2%), ropa (+0,9%), conservación de la vivienda (+1,3%) o los muebles (3,3%).

Importante pérdida de poder adquisitivo

El poder adquisitivo de los ciudadanos ha experimentado un importante retroceso a raíz del encarecimiento de los precios en 2021. La subida salarial pactada en los convenios renovados el año pasado, por ejemplo, se quedó en una media de solo un 1,05%, prácticamente siete veces menos de lo que ha aumentado la inflación.

Descensos en unos pocos artículos

Los descensos de los precios fueron escasos. En 2021 bajaron los bienes de ocio y cultura, los artículos para el hogar o los efectos personales

Provincias con alzas superiores

Puede parecer que el incremento del IPC en Salamanca fue de los más altos del país. Sin embargo, hay bastantes provincias en las que la inflación superó incluso los registros salmantinos. En Toledo, por ejemplo, llegó al 8,2%, en León el 8% y en Córdoba el 7,9%.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png