19 junio 2019
  • Hola

El pueblo con más “balcones” naturales con vistas a la Sierra de Francia

Esta localidad salmantina cuenta con zonas privilegiadas para contemplar la naturaleza

10 jun 2019 / 20:40 H.

Uno de los principales atractivos del Parque Natural Las Batuecas-Sierra de Francia —además de la riqueza y diversidad de la flora y la fauna— es la belleza paisajística, uno de los valores fundamentales de un espacio natural protegido que ha sabido potenciar al máximo sus atractivos gracias a los distintos miradores que se reparten por la zona y por las localidades que forman parte del Parque.

El municipio serrano de La Alberca es el que mayor número de “balcones” naturales alberga con cinco zonas desde las que disfrutar de la belleza natural de la Sierra de Francia. La “Laguna de San Marcos”, el “Paso de los Lobos” y el “Portillo” junto con la “Peña de Francia” que comparte con el Ayuntamiento de El Cabaco, son cuatro de los miradores que La Alberca pone a disposición de un turismo fundamentalmente atraído por la paisajística serrana.

Además, en el año 2017 la cuadrilla del Parque Natural Las Batuecas-Sierra de Francia construyó un nuevo mirador enfrente del monasterio del Desierto de San José en la parte superior de la Fuente de San José, cuyo nombre, como no podía ser de otra forma, es mirador de “San José”, un nuevo “balcón” ubicado en el término municipal de La Alberca, centro turístico de la Sierra de Francia.

Conscientes de las potencialidades del Parque Natural y de la comarca, los ayuntamientos de los 15 términos municipales que engloba el Parque Natural de Las Batuecas-Sierra de Francia con el apoyo y las subvenciones de las diferentes administraciones, han fomentado la proliferación en los últimos años de estas áreas para recrear la vista de los visitantes y sacar el máximo rendimiento de la belleza de la comarca serrana.

Así, el turismo que cada año se concentra en la Sierra de Francia puede disfrutar de los miradores en distintos municipios como Nava de Francia con su mirador de “El Bardal”, Madroñal con su homónimo “El Madroñal”, Monforte de la Sierra con “El Viborero”, Miranda del Castañar con el mirador “Muralla de Miranda”, Cepeda y el balcón natural de “La Corona”, Sotoserrano y “Las Juntas” y Mogarraz con el mirador “Peña la Cabra”.

Unas infraestructuras que crecen en otras zonas como Las Arribes o el todavía en proyecto mirador de Calzada de Valdunciel que fija la vista en el patrimonio cultural y es el primero de la Vía de la Plata.