17 agosto 2022
  • Hola

Paseos hacia el hoyo

26 jun 2022 / 03:00 H.

    Lo ha escrito Alejandro Vara: el triunfo del PP en Andalucía ha puesto en evidencia el proceso de hundimiento irreversible en el que se encuentra ya hace meses el sanchismo, frente a una oposición al alza y con un horizonte que anticipa un vuelco político a nivel nacional.

    En efecto, parece evidente que soplan vientos de cambio, ganas de llegar a la siguiente etapa. Se trata, sencillamente, de ese mecanismo llamado alternancia a través de las urnas.

    Sin embargo, los voceros del sanchismo intentan deslindar este 19-J de cualquier referencia a escala nacional. “Son unas autonómicas, no os volváis locos”. Las papeletas andaluzas son el reflejo de un gobierno agotado, paralizado por su ineficacia, atenazado por la crisis, señalado por Bruselas, sin plan, ni proyecto, ni objetivos.

    En palabras textuales del citado Vara: “Se acabó el debate. Este coro de amanuenses pastueños insiste en que habrá unos días de gloria sanchista con la cumbre de la OTAN. Luego, el verano y la llegada masiva de turistas y, por lo tanto, de alegría económica. Y luego, en otoño, los fondos europeos. En su pedestre argumentario, olvidan mencionar la terrorífica inflación, la gasolina, la cesta de la compra y algunos otros detalles de no menor relevancia. No hablan de Bildu, ni de los socios golpistas, ni de los indultados, ni de la menor abusada de Oltra.”

    Parece evidente que el sanchismo no ha querido entender que la sociedad andaluza estaba pasando por un proceso de cambio que el domingo pasado estalló. En efecto, no es normal –lo ha escrito Ignacio Varela- que “un partido pase del 20% al 44% sin realizar ninguna hazaña, por el simple procedimiento de gobernar razonablemente y poner a un presidente que va todos los días a la oficina, no grita ni insulta ni amenaza ni miente y se hace llamar Juanma. Pocas veces hacer lo normal tuvo tanto premio”.

    Esas elecciones, con el 60% de los votos a la derecha, a 23,5 puntos de los votos de toda la izquierda, marcan un antes y un después, y yo espero que los 3.000 alcaldes del PSOE sean conscientes de que Sánchez y sus mariachis los llevarán a la ruina. ¿Por qué no intentan apartarle? Lo que de verdad debería importarles es que a su partido no lo haga desaparecer definitivamente su actual líder, que ejerce de dueño. Y es que a este paso y de la mano de podemitas y separatistas (todos enemigos de la Constitución y de la unidad de España) el PSOE desaparecerá, tal como ya ha ocurrido en Francia y en Italia.

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png