07 agosto 2020
  • Hola

Maniobras orquestales en la oscuridad

01 ago 2020 / 03:00 H.

    La Orchestral Manoeuvres in the Dark, conocida por su acrónimo OMD, en castellano como Maniobras Orquestales en la Oscuridad, es una banda británica de synth pop y new wave. De su amplio repertorio, el tema antibelicista «Enola Gay», único sencillo del álbum y que ocupó los primeros puestos de las listas durante mucho tiempo tras su puesta a la venta el 26 de septiembre de 1980, es la más conocida a nivel mundial.

    Enola Gay es el nombre del bombardero Boeing B-29 Superfortress y que fue bautizado así en honor a Enola Gay Tibbets, madre de su piloto Paul Tibbets. El 6 de agosto de 1945, durante los últimos compases de la Segunda Guerra Mundial, el Enola Gay se convirtió en el primer avión en lanzar una bomba atómica, la Little Boy, que cayó sobre la ciudad japonesa de Hiroshima.

    Este ojo que observa hoy hace un guiño temático por las actuales “maniobras militares en la oscuridad” que se están produciendo en el mundo entre las dos grandes potencias: EEUU y China y de las que no está quedando exenta la UE.

    Y no es un tema baladí, pues en la noche en la que nos encontramos la humanidad por esta pandemia, se están llevando a cabo maniobras militares orquestadas por las potencias que están luchando por un nuevo orden mundial.

    ¿Cuál es nuestro actual Enola Gay?

    Desgraciadamente no estamos ante una canción ni un himno. La realidad es que estamos muy ocupados en no contagiarnos, en no perder la vida, en adaptarnos a la nueva realidad, en no perder el trabajo, en cómo sobrevivir. Nos preocupan los repuntes, los nuevos contagios...estamos asustados y las lágrimas nos impiden ver las estrellas, como decía el poeta.

    La realidad, aparte del virus que nos atenaza, pasa por un mundo en un proceso de transformación terrible. Se está librando una guerra y no nos damos cuenta porque no nos interesa y créanme cuando prestemos atención, va a ser muy tarde. Los grandes periódicos nos dan noticias a las que hacemos caso omiso. Estamos hablando de una nueva guerra fría entre EEUU y China. Un régimen democrático contra uno autoritario y Europa en una posición compleja. Se han producido movimientos de tropas, militares para entendernos, en el Mar de China con reordenación estratégica de combate. En Europa las tropas americanas se reubican en posiciones más que importantes desde la Segunda Guerra Mundial. Los movimientos militares en otras partes del mundo nos pasan desapercibidos, porque estamos a otra cosa.

    Quienes nos hemos molestado en saber algo de Historia, sabemos que la caída del Imperio Romano no fue sólo culpa de los Bárbaros, yo me atrevería a más, ellos fueron casi la disculpa. Volver a los niveles de bienestar del Imperio, le costó al mundo diecisiete siglos.

    Si no somos capaces de ver más allá de éste más acá, no sospecharemos la verdad y eso nos dejará al arbitrio de un destino manipulado.

    Esto nada tiene que ver con teorías absurdas de conspiraciones ni nada de eso, esto es sólo ver lo que está pasando y si no nos enteramos, es porque no queremos.