24 abril 2019
  • Hola

Otro revés judicial al nuevo concurso de traslados de la Junta

Se suspende de manera cautelar la adjudicación de 86 puestos de las escalas sanitarias de la administración especial en Salamanca

13 feb 2019 / 04:45 H.

Los últimos meses de la actual legislatura auguran ser complicados para la Junta. El nuevo concurso de traslados que puso en marcha a finales del año pasado, conocido como concurso abierto y permanente, ha vuelto a sumar un nuevo revés judicial, el segundo en pocos días. Un juzgado de Valladolid, a instancias del sindicato Uscal, ha suspendido de manera cautelar la adjudicación definitiva de medio millar de plazas en las escalas sanitarias de la administración especial. Un dictamen que se une al conocido a principios de mes, cuando otro órgano judicial adoptó la misma resolución para las 31 plazas del cuerpo de letrados de la Administración de Castilla y León.

El común denominador de ambos casos hay que buscarlo en cuatro sentencias. El Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León ha declarado nulo de pleno derecho el acuerdo de la Junta por el que se aprobaba el catálogo de puestos tipo de personal funcionario. El catálogo sirvió en su momento para establecer la relación de puestos de trabajo (RPT), que también ha sido recurrido y que, a su vez, es la referencia para las plazas que se convocan en el concurso abierto y permanente. Con el respaldo de los dictámenes del TSJ, varios particulares y colectivos han presentado recursos contra el nuevo concurso, que han cristalizado en la suspensión cautelar de la resolución definitiva en dos de los cuerpos.

El impacto en el caso de los letrados es más limitado, ya que solo se han incluido 31 plazas. Sin embargo, el conocido este martes y que hace referencia a las escalas sanitarias de la administración especial, principalmente veterinarios, médicos, enfermeros y farmacéuticos que no pertenecen a Sacyl, afecta a 500 puestos, 86 de ellos en Salamanca. La resolución implica que, hasta que el juzgado no decida sobre el recurso presentado por Uscal contra el concurso, la adjudicación de las plazas, que debía conocerse antes del 15 de abril, no pueden hacerse de manera efectiva.

Lea la noticia completa en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más