29 junio 2022
  • Hola

El salmantino que recrea una de las siete maravillas del mundo con 15.000 palillos

Javier Jiménez, un joven de Macotera, ha realizado durante tres años un laborioso trabajo para reproducir el Taj Mahal

16 nov 2021 / 10:17 H.
Ver Comentarios

Tres años de laborioso trabajo en las manos de Javier Jiménez, más de 15.000 palillos de madera y cola blanca para unirlos que han dado como resultado una magnifica reproducción del Taj Mahal, el gran mausoleo símbolo de India.

“Mi padre hizo en Suiza la torre Eiffel de París, también con palillos, y cuando hicieron la mudanza a Macotera se rompió y aquí la volvió a reconstruir... así que es algo que he visto toda mi vida en casa”, explica Javier, que cuenta también cómo le llegó la idea de construir el Taj Mahal. “Ví en una serie de televisión que salía un hombre haciendo el Taj Mahal con esta misma técnica y me decidí a empezar uno para entretenerme cuando me aburriera”.

Palillos redondos de madera “de toda la vida” y unas pequeñas paletas, también de madera, que suelen emplearse para remover el café, han sido junto a la cola blanca de adhesivo, los materiales empleados por el joven macoterano a lo largo de este tiempo.

El salmantino que recrea una de las siete maravillas del mundo con 15.000 palillos

“Cuando iba montando las piezas te da alegría ver cómo va quedando todo porque es el resultado de muchas horas, pero es una afición un poco frustrante porque, por ejemplo, cada una de las cúpulas pequeñas lleva como mínimo 15 días de trabajo y al terminar la primera sólo pensaba en que aún me quedaban otras tres por hacer, además de la cúpula grande”, reconoce.

El Taj Mahal de Javier Jiménez ocupa ahora un lugar privilegiado en la casa familiar de Macotera, donde algunos vecinos han tenido ocasión de verlo y admirarlo y el resto lo han podido descubrir a través de las fotografías que se han compartido en varias redes sociales. “La verdad es que nunca pensé que fuera a tener tanta repercusión, pero estoy muy contento por ello”, asegura.

Javier confiesa, además, que le gustaría hacer alguna otra obra más con palillos y que algunos le han sugerido que sea la catedral de Salamanca. “Es un trabajo de mucha paciencia que hay que hacer cuando te apetezca y no por obligación porque si no lo coges manía y lo dejas”, afirma mientras disfruta ahora de las felicitaciones por su Taj Mahal.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png