14 diciembre 2019
  • Hola

Un hombre ‘cose’ a tiros a su perra porque “puede disparar a quien le sale de los cojones”

La Federación de Caza ha mostrado su “máxima repulsa” ante este acto sucedido en la localidad lucense de Chantada

Lugo /
02 dic 2019 / 13:46 H.

La Guardia Civil mantiene abierta una investigación por el caso de maltrato animal ocurrido el sábado en Chantada (Lugo), según han confirmado a Europa Press fuentes de la Benemérita.

Mientras, la Federación Galega de Caza ha condenado “enérgicamente” este caso después de que un cazador disparase y golpease a una perra, unos hechos difundidos en redes sociales.

Desde la Guardia Civil, han confirmado que, tras conocerse los hechos, se procedió a la identificación del autor y a la apertura de una investigación. También han precisado que será en el curso de la misma cuando “se propondrán los delitos” que se considere se podría haber cometido por parte del cazador.

“REPULSA” DE LOS CAZADORES

Sobre los mismos, en un comunicado, la Federación Gallega de Caza expresa “su máxima repulsa ante el inexplicable acto de agresión a una perra por parte de su dueño”.

“Actos de este tipo no tienen cabida en ningún colectivo y menos en el cinegético, donde los perros siempre son los mejores compañeros en el desarrollo de nuestra actividad y en la vida diaria”, añade.

Tras la agresión, la perra, que había tenido cachorros, tuvo que ser tratada de urgencia por herida de bala y múltiples traumatismos, según informó la asociación animalista Libera tras conocer el suceso a través de un vídeo difundido en redes sociales por un conductor que se percató de la escena al escuchar el sonido de un disparo.

Según Libera, el hombre afirmó a la persona que grabó el vídeo que era “cazador” y que podía “pegar tiros a quien le sale de los cojones”. Este hecho generó la indignación de los internautas y de diferentes entidades animalistas como la ONG Mundo Vivo, que ha avanzado que “se personará como acusación particular en un hipotético procedimiento judicial”, lo mismo que ha comunicado el partido animalista Pacma.

En caso de juicio, el sujeto podría “ser acusado de un delito de maltrato animal y enfrentarse a penas de hasta un año de prisión o 18 meses de cárcel” en caso de que fallezca la perra, advierten los animalistas.

PALABRAS CLAVE