20 enero 2022
  • Hola

Un albense a juicio por abusar de su nieta con discapacidad, de los 10 a los 15 años

La Fiscalía le pide seis años de cárcel, la pena máxima para este tipo delictivo, y 10.000 euros de indemnización | Le acusa de llevarla en múltiples ocasiones a un dormitorio de su casa, cerrar la puerta y “con la luz apagada y ánimo libidinoso” realizarle tocamientos en sus partes íntimas

01 dic 2021 / 20:18 H.
Ver Comentarios

PALABRAS CLAVE

La Audiencia Provincial de Salamanca ha señalado para este mes el juicio contra un vecino de Alba de Tormes acusado de abusar sexualmente de su nieta, con discapacidad psíquica, en múltiples ocasiones desde que la niña tenía 10 años y hasta los 15. La Fiscalía de Salamanca le acusa de un delito continuado de abusos sexuales por el que le pide una condena de seis años de prisión, la pena máxima para este tipo delictivo. le pide además diez años de alejamiento e incomunicación, siete años de libertad vigilada a ejecutar con posterioridad a la pena privativa de libertad y que indemnice en 10.000 euros a la representante legal de la víctima.

El juicio contra el acusado, que responde a las iniciales A.S.S. y que carece de antecedentes penales, ha sido señalado para el próximo día 20, a partir de las 11.30 horas.

El acusado es abuelo materno de la perjudicada, que a día de hoy tiene 16 años de edad y que padece una discapacidad psíquica del 71%, estando diagnosticada de retraso mental discreto y trastorno por déficit de atención.

El fiscal tiene en cuenta el trastorno mental de la víctima y el prevalimiento del acusado por ser abuelo de la niña

Según recoge el fiscal que lleva el caso en su escrito de calificación provisional, al que ha tenido acceso LA GACETA, tras el fallecimiento del padre de la menor, en enero de 2016 y hasta mayo de 2020, la pequeña y sus hermanos menores se quedaban con frecuencia por las tardes al cuidado del acusado en el domicilio de este, en Alba de Tormes.

En numerosas de esas ocasiones, la última de ellas el 15 de mayo de 2020, el acusado llevaba a la niña a un dormitorio de la casa, alejado del resto de familiares o aprovechando que estos no estaban en casa.

Una vez en el dormitorio, cerraba la puerta y “con la luz apagada y ánimo libidinoso”, señala el fiscal, le realizaba tocamientos en sus partes íntimas, tanto por fuera como por dentro de la ropa.

La menor no es consciente de la gravedad de los hechos

Según refleja el fiscal en sus informes provisionales, como consecuencia de los hechos denunciados, la menor no presenta sintomatología significativa reactiva, lo que se ha visto favorecido por su déficit a nivel intelectual y el tipo de abuso sufrido sin mediar violencia física, lo que conlleva que no sea consciente de la gravedad de los hechos.

Para el Ministerio Público, los hechos son constitutivos de un delito continuado de abusos sexuales, en el que no solo tiene en cuenta el escaso desarrollo intelectual y trastorno mental de la víctima, sino también el prevalimiento del acusado por la relación de parentesco que les unía a ambos: abuelo-nieta.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png