Borrar
La Guardia Civil busca pruebas del crimen en un contenedor próximo a la casa del sospechoso ARCHIVO
El presunto homicida de Santa Marta, condenado ahora por arrojar el móvil a su expareja

El presunto homicida de Santa Marta, condenado ahora por arrojar el móvil a su expareja

Dos meses antes del crimen, discutió con su entonces novia y le lanzó el teléfono a la cabeza | Ha aceptado una condena de 2 años, 9 meses y 1 día de prisión por lesiones y amenazas

Jueves, 27 de abril 2023, 10:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Ocurrió recién iniciado el año. Una mujer aparecía muerta y con evidentes signos de violencia en un domicilio de Santa Marta, hechos por los que poco después era detenido el propietario del piso y presunto autor del crimen, D.G.M. Desde entonces permanece en prisión provisional por los hechos. Esta semana vuelve a la actualidad precisamente con motivo de una agresión a otra mujer, su expareja, a la que hirió tras arrojarle un teléfono móvil, hechos ocurridos en noviembre de 2022, apenas dos meses antes del crimen de Santa Marta.

El Juzgado de lo Penal número Dos de Salamanca acogió este lunes la conformidad alcanzada entre las partes en el caso seguido contra D.G.M. por violencia de género contra su expareja. Acuerdo que el acusado ha aceptado y por el que ha sido condenado a 2 años de prisión por un delito de lesiones y a 9 meses y 1 día por un delito de amenazas, ambos en el ámbito de la violencia de género, informan fuentes del caso a LA GACETA.

El acuerdo contempla además la imposición de 6 años de alejamiento e incomunicación respecto a la perjudicada y 2 años de privación del porte y uso de arma, así como el pago de 350 euros en concepto de indemnización a la víctima.

Los hechos tuvieron lugar en el mes de noviembre de 2022. En el transcurso de una discusión, la mujer lanzó un teléfono móvil al acusado y este se lo devolvió, impactando el teléfono contra ella. Como consecuencia de ello, la mujer presentaba una herida en la cabeza.

D.G.M. se ha reconocido autor de estos hechos y ha aceptado la citada condena por los mismos, señalan las fuentes.

“Yo solo la salpiqué”

“La metí en la bañera, pero para reanimarla, solo la salpiqué” declaró el detenido por el atroz crimen de Yess María Perez Quejada, en su domicilio de Santa Marta la víspera del pasado día de Reyes. Ante el juez de guardia aseguró además que no sabe cómo la mujer se golpeó, que él se la encontró ya sin sentido y por este motivo la metió en la bañera, pero en ningún momento llegó a sumergirla: “Yo solo la salpiqué”.

Según dijo también, había contratado a la mujer “para un servicio”, porque, según él, se dedicaba a la prostitución, y una vez en su casa ambos se drogaron y se emborracharon, iban hasta arriba de “speed y alcohol”, precisó.

En esta situación, aseguró, no recuerda lo que pasó, cree que se golpearía con algo, una mesa o similar, pero no sabe y que cuando se la encontró, la mujer estaba ya sin sentido. Entonces la metió en la bañera, pero “solo la salpicó” con el agua, en ningún momento la sumergió.

Su detención se produjo el mismo día 5, después de que la Guardia Civil tuviera conocimiento de la muerte de una mujer en extrañas circunstancias. El propio D.G.M. sacó un vídeo con su teléfono móvil de la mujer malherida y se lo envió al menos a un amigo que puso los hechos en conocimiento de las emergencias.

Los agentes acudieron al domicilio del paseo Bajada del Río, en Santa Marta. Allí encontraron el cuerpo sin vida de Yess María y de manera paralela detuvieron al varón como presunto autor de los hechos.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios