28 noviembre 2021
  • Hola

Desalojan un edificio en Gijón porque una mujer roció gas pimienta por desavenencias con los vecinos

La inquilina gritaba que les iba a matar e intentaba entrar en la vivienda para agredirles

Gijón /
18 ago 2020 / 17:01 H.
Ver Comentarios

Agentes de la Policía Nacional han detenido a una gijonesa de 44 años de edad acusada de vaciar un bote de spray pimienta contra sus vecinos, con los que mantenía conflictos de convivencia.

Según una nota de prensa de la Comisaría gijonesa, los agentes tuvieron que desalojar parte del edificio para airearlo y evitar complicaciones oculares y respiratorias a los moradores.

Los agentes acudieron a las 22.40 horas del pasado día 16 a un inmueble del barrio de Nuevo Roces alertados porque una vecina había vaciado un bote de spray pimienta y no se podía respirar en el interior.

A su llegada, los actuantes comprobaron que el ambiente era irrespirable , que causaba tos, picor y escozor en los ojos. En su recorrido por la escalera localizaron a una mujer tendida en el rellano del cuarto piso visiblemente afectada, por lo que la llevaron al portal para ser asistida por los servicios sanitarios.

Según las manifestaciones de los vecinos, esta mujer era la persona que había generado la expansión del gas y había vaciado un bote contra sus vecinos.

Minutos antes había llamado al timbre y cuando sus vecinos abrieron la puerta los había rociado con el gas mientras gritaba que les iba a matar e intentaba entrar en su vivienda para agredirles.

En ese domicilio habían resultado perjudicados un matrimonio y sus dos hijos menores de edad que se quejaban de que no podían respirar y tenían vómitos.

Debido al cúmulo de gas en el edificio, los agentes desalojaron a los vecinos de las escaleras más afectadas mientras pedían al resto que se mantuviera en sus casas cerrando puertas y ventanas. Además, solicitaron la presencia de los bomberos para que ventilaran el inmueble y neutralizaran los efectos nocivos del gas.

Los servicios sanitarios asistieron a la denunciada, a la familia afectada, a varios vecinos y a dos agentes de policía que presentaban dificultades respiratorias por la exposición al gas.

La autora de este incidente fue detenida por amenazas y lesiones. La mujer, de 44 años de edad, tenía antecedentes por hurto y en los últimos meses había sido denunciada en cinco ocasiones por amenazas a vecinos de distintos pisos, que se quejaban de la difícil convivencia con esta mujer, que incluso les había amenazado con un cuchillo o les había quemado el felpudo.

Muchos de los problemas venían generados porque la arrestada tenía tres perros que no paraban de ladrar y cuando le recriminaban esta incómoda situación, la mujer se ponía agresiva, les insultaba y amenazaba, siendo cada vez más difícil la relación en la comunidad.

Las víctimas solicitaron una orden de protección al Juzgado de Instrucción de Guardia ante el temor de que se volvieran a repetir nuevos episodios violentos.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png