30 mayo 2020
  • Hola

Crónica negra del aislamiento: De toser para robar en un local a pasear ‘por orden de Dios’

La Guardia Civil identificó a un grupo de jóvenes de fiesta en Granada y haciendo una matanza en Sevilla

27 mar 2020 / 20:55 H.

Estos son los sucesos de la jornada de este viernes relacionados con la cuarentena. La Guardia Civil ha detenido al conductor que se había dado a la fuga este viernes al mediodía tras saltarse un control en Granada y atropellar a un agente de este cuerpo que ha sido trasladado al Hospital de Traumatología con pronóstico reservado.

El atropello se ha producido a las 12,50 horas en el kilómetro 0,00 de la carretera GR-3424, en el cruce de ‘La Colorá’, en el término municipal de Granada, donde se había dispuesto un control para comprobar el cumplimiento de las medidas del estado de alarma, según ha detallado el Instituto Armado.

Obedecía órdenes de Dios

El Juzgado de Instrucción nº4 de Las Palmas de Gran Canaria, ha condenado a una multa de 720 euros a un hombre, vecino del municipio de Santa María de Guía, por saltarse el estado de alerta porque “obedecía órdenes de Dios” para estar en la calle.

En un comunicado, el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC), el varón fue sorprendido deambulando por el barrio capitalino de Vegueta sin justificación alguna y se resistió a deponer su actitud contraria a la orden de confinamiento. Cuando los agentes le requirieron para que abandonara la vía pública y se confinara en su domicilio, el ahora condenado, y “con evidente desprecio al principio de autoridad, se negó a marcharse del lugar.

Además, dijo que no cumplía tal orden, que obedecía “órdenes de Dios para salir a la calle y que prefería ser detenido antes que volver a su casa”.

Jugando al parchís en un coche

La Policía Local de Palma ha interpuesto una denuncia a tres personas por desobediencia a los agentes e incumplir las instrucciones del Real Decreto que regula el estado de alarma. Los hechos ocurrieron el pasado miércoles por la tarde, según han informado, cuando mientras patrullaban, los agentes hallaron a tres personas “jugando al parchís dentro de un vehículo”, en la zona de Son Gotleu, contraviniendo las indicaciones del estado de alarma por coronavirus, por lo que se les tramitó la correspondiente denuncia.

Tosió a unas trabajadoras

La Policía Nacional ha detenido en Burgos a un hombre acusado de un presunto delito de robo e intimidación en un establecimiento comercial y que escupió y tosió a las trabajadoras durante su huida, a la vez que trató de sacar un objeto metálico del bolsillo de la cazadora con el que las amenazó. Según ha informado la Policía Nacional a través de un comunicado, recogido por Europa Press, las empleadas del establecimiento se percataron de que había accedido al interior del supermercado un hombre que estaba hurtando género de la tienda y era conocido por los trabajadores, ya que cada vez que entraba en el local les sustraía todo tipo de productos del mismo.

La encargada se dirigió al hombre pidiéndole que abandonara el supermercado y devolviera lo sustraído, momento que el denunciado comenzó a aproximarse a la trabajadora propinándole una bofetada en la mejilla y comenzando a toserle de manera intencionada en la cara. En ese momento, otra empleada acudió en ayuda de la encargada y entre las dos consiguieron que el sujeto abandonara el supermercado, si bien, mientras se marchaba, el hombre comenzó a escupir y toser a las trabajadoras, a la vez que trató de sacar un objeto metálico del bolsillo de la cazadora con el que las amenazó. En el momento de la detención, el hombre se mostró muy agresivo con los agentes y les aseguró que ocasionaría daños en el vehículo policial mientras era traslado a las dependencias policiales.

Robaron porque estaban aburridos

La Policía Nacional detuvo, en la madrugada del pasado miércoles, a dos jóvenes españoles de 26 y 24 años como presuntos autores de un delito de robo con fuerza en un local deportivo del barrio de Son Dureta en Palma. Según ha informado este viernes el cuerpo de seguridad, uno de los presuntos autores manifestó que se encontraban “aburridos en su domicilio” y por ese motivo habían decidido entrar en el recinto deportivo. Los hechos ocurrieron el pasado miércoles a las 03.30 horas cuando los agentes de Policía Nacional fueron comisionados por la Sala Cimacc del 091 a un local deportivo en el barrio de Son Dureta, dónde se habría cometido un robo con fuerza.

Al llegar al lugar, la policía pudo comprobar que una de las cristaleras de acceso se encontraba fracturada y desencajada, y que el interior estaba revuelto con algunas ventanas de acceso a otras dependencias del local rotas. Además, los agentes localizaron en el suelo unas gafas de sol rotas con restos de sangre.

Ante los hechos, un indicativo detuvo a un vehículo que venía del lugar donde se había producido el robo y que se dirigía en dirección contraria. En el vehículo la policía encontró a dos ocupantes y uno de ellos presentaba un golpe en la sien y una erosión en el pómulo izquierdo. De esta forma, la policía concluyó que coincidía con una herida realizada por las gafas de sol rotas con restos de sangre que habían sido encontradas en el local. En el interior del vehículo la Policía Nacional encontró una caja de herramientas y unos guantes de látex, así como dos pelotas de tenis. Tras conversar con los presuntos autores, los agentes procedieron a la detención por un delito de robo con fuerza.

De fiesta en Granada

La Guardia Civil ha identificado a cinco jóvenes de un pueblo de la comarca de Alhama (Granada) que aparecen en un vídeo que se difundió por redes sociales en el que se les ve de fiesta saltándose la cuarentena el pasado 21 de marzo. Los jóvenes, de 22 y 23 años, se reunieron en las afueras de la localidad en torno a una hoguera con botellas de cerveza en las manos y decidieron grabarse en un vídeo mofándose de las medidas de restricción de movimiento establecidas y difundirlo por redes sociales.

De hecho en el propio vídeo se puede leer la frase ‘De cuarentena’ mientras se aprecia a los jóvenes alrededor de una hoguera junto a sus coches y consumiendo cerveza. Los cinco han sido identificados y denunciados por incumplimiento de la restricción de movimiento establecida en el real decreto por el que se declara el estado de alarma.

Y otros de matanza

La Guardia Civil ha denunciado a un grupo de personas que realizaba en el municipio sevillano de Las Navas de la Concepción la matanza de un cerdo “sin justificación”, celebrándolo “casi como una fiesta” y sin cumplir con las medidas higiénico sanitarias y de seguridad establecidas en el estado de alarma ante la propagación del coronavirus.

En un comunicado, la institución explica que la actuación tuvo lugar cuando los agentes estaban realizando servicios de control de personas para la verificación del cumplimiento del Real Decreto 463/2020 por el que se declara el estado de alarma en los alrededores de la citada localidad.

En este marco, los agentes sorprendieron a un grupo de personas que estaba realizando una matanza de un cerdo “sin portar ningún tipo de medida higiénico sanitaria dictada por las autoridades y tampoco aportan documentación alguna que justificara la realización de la misma”.

Además, advierte de que dicha matanza se estaba celebrando “casi como una fiesta” y se incumplían, también, las distancias de seguridad entre los participantes a la misma. Por todo ello, la Guardia Civil ha dispersado a las personas allí reunidas y las ha denunciado por incumplimiento del Real Decreto 463/2020 sobre el estado de alarma.