EN SALAMANCA

Provoca su detención para ingresar en la cárcel donde cumple pena su novio: "Llevadme a Topas o la voy a liar"

Viajó con su madre al penal, pero al carecer de la orden de ingreso no entró | Fue a comunicarlo al juez y le detuvieron porque tenía prohibido acercarse a su progenitora, a la que acabó agrediendo frente al Juzgado

20.11.2018 | 04:45
El sujeto, que acudió al Juzgado de Guardia cargado con las maletas, tras ser detenido por los agentes.

C.A.H.R., el varón sevillano de 26 años de edad que el domingo, acompañado por su madre, acudió al Juzgado de Guardia de Salamanca porque no le habían permitido su ingreso en la cárcel de Topas, ha ingresado ahora sí en el centro penitenciario salmantino, pero porque el juez lo decidió este lunes así tras comprobar que estaba siendo buscado por un robo con violencia e intimidación perpetrado en una residencia de ancianos de León. Veinticuatro horas después de su rocambolesca detención, el delincuente consiguió este lunes a mediodía de este modo su propósito, ingresar en la cárcel de Topas donde cumple pena su pareja sentimental, otro varón con el que según él mismo ha manifestado está inscrito en el Registro de Parejas de Hecho de Andalucía.

Según informan a LA GACETA distintas fuentes del caso, el varón procede de Sevilla pero el domingo, cuando tuvieron lugar los hechos, viajaba con su madre desde León -donde reside su progenitora- hasta Salamanca, concretamente hasta la cárcel de Topas cargado con sus maletas dispuesto a ingresar sí o sí en la prisión salmantina y así poder reencontrarse al fin con su compañero sentimental.

Al llegar, tal y como avanzó este lunes a este diario, no se le permitió el paso. Simplemente la Guardia Civil se lo denegó porque nadie había ordenado todavía su ingreso en la cárcel por lo que carecía de la documentación necesaria para ello.

Así que, ni corto ni perezoso, cargó de nuevo sus maletas en el coche en el que le esperaba su madre y se plantó en el Juzgado de Guardia. Una vez allí, se comprobó que le constaba una requisitoria por un juzgado de Sevilla así como una orden de alejamiento de su progenitora.

Tras su comparecencia quedó libre, mientras que sorprendentemente su madre le esperaba en el coche, que tenía aparcado a las puertas del Juzgado. Una vez llegó al mismo, según han informado testigos presenciales, comenzó a discutir con su madre y le quitó las llaves, comportándose de forma violenta y agresiva hasta que la mujer corrió a refugiarse en el Juzgado con su hijo detrás que presuntamente trataba de agredirle.

Fue en ese momento cuando tuvo que intervenir el vigilante de seguridad de los Juzgados, que no sin poco esfuerzo logró reducirle hasta la llegada de varias patrullas de la Policía Nacional, que acabaron deteniéndole por el quebrantamiento del alejamiento y el intento de agresión a su madre.

"Llevadme a Topas o la voy a liar", le oyeron gritar en repetidas ocasiones las fuentes consultadas, que señalan que su madre no quiso denunciarle al parecer por miedo porque según manifestó allí mismo,  su hijo ha llegado a amenazarla con prender fuego a su casa.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más
 

 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
Pueblos de Salamanca
 
 
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad