24 agosto 2019
  • Hola

Los flotadores y colchonetas podrían suponer un peligro para los niños

La OCU recomienda enseñar a nada cuanto antes a los más pequeños para evitar que dependan de uno de estos objetos

18 jul 2019 / 19:51 H.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) alerta sobre los hinchables en la piscina o en la playa. Los barcos, colchonetas o flotadores son un peligro porque “no son elementos de seguridad” y, a veces, no cumplen las normas de flotabilidad porque no están obligados. Hay que tener mucho cuidado con los más pequeños si no saben nadar.

Por ello, la OCU recomienda enseñar a nadar a los niños lo antes posible, así no usarían los hinchables y estarían más seguros. Los manguitos, chalecos o burbujas favorecen a la flotación, pero aun así, no hay que dejar de vigilar a los más pequeños.

Los manguitos, muy populares en su momento por su sencillez, han perdido interés, porque dificultan el aprendizaje de los movimientos y por el riesgo de que se pinchen o se salgan si no están bien ajustados.

Las burbujas son una buena alternativa, pero sólo para niños de más de dos años. Si las usas, ajústala a la parte alta del cuerpo lejos de la cintura para evitar que el niño pueda darse la vuelta y quedar boca abajo en el agua. El chaleco es el que más protección proporciona, por lo que es lo mejor cuando no sabe nadar; mientras que las burbujas son más útiles cuando ya se tiene práctica en la posición de natación, pero que no vayan en la cintura.

Cuando el niño quiera entretenerse con juguetes acuáticos, lo mejor es llevarlos en una zona donde pueda apoyar los pies y vigilar que las corrientes que pueda haber dentro del agua, no les lleve a zonas profundas. En las playas, evitaremos aquellas en las que no haya servicio de socorrista.

Si hay algún accidente acuático lo mejor es llamar al servicio de emergencias. La OCU recomienda que, las personas que no estén entrenadas, no hagan esfuerzos y no sobrestimen las fuerzas de las corrientes, sobretodo si están en el mar.

PALABRAS CLAVE