26 junio 2019
  • Hola

Urgencias envía a rehabilitación a los menores salmantinos que llegan borrachos

Participarán en cursos de sensibilización tras ser tratados por un consumo excesivo de alcohol

12 jun 2019 / 22:10 H.

El proyecto ‘Ícaro’ comienza a dar sus frutos en Salamanca. El proyecto piloto que llegó a Salamanca en el mes de diciembre ya ha conseguido que los primeros menores atendidos en el servicio de Urgencias por un consumo excesivo de alcohol acudan a cursos de rehabilitación para intentar revertir esta situación.

Desde este periodo hasta la actualidad, seis han sido los menores que han accedido a acudir a estos cursos que se imparten en el servicio de referencia de prevención del programa ‘Lazarillo’ de Cáritas Diocesana. Dos de los casos han sido protagonizados por dos niñas menores de 14 años que fueron atendidas en Urgencias por intoxicación etílica, uno de los casos con mucha gravedad por la cantidad de alcohol ingerido.

Aunque en estos casos los profesionales podían actuar de oficio, los progenitores de ambas menores dieron el consentimiento informado y expreso para que las menores acudan a unos cursos en los que ya están inmersas. “Es un programa importante que nos permite captar menores de 18 años que ya sea por una intoxicación aguda o un traumatismo causado por ella nos permite prevenir un caso de alcoholismo en el futuro”, expresa Ángel Bajo, médico del servicio de Urgencias implicado en el proyecto.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más.

PALABRAS CLAVE