18 enero 2021
  • Hola

Un veinteañero salmantino en dos multinacionales

Trabajando desde los 16 años, Germán San Máximo cuenta con siete tiendas de telefonía

Comenzó en el mundo de las telecomunicaciones de una manera completamente casual pero pronto los de arriba supieron que había nacido para ello. Después de mucho sacrificio, Germán San Máximo ha logrado vivir de su pasión, la telefonía.

Tras comenzar en el sector con tan solo 16 años, este salmantino puede afirmar ahora a sus 34 que cuenta con un total de siete tiendas (cuatro de ellas en Salamanca) bajo la firma San Máximo Telecom, una compañía especializada en asesorar y proporcionar acceso a la telefonía móvil e internet de una forma completamente personalizada.

Su andadura comenzó cuando estudiaba Bachillerato, una etapa en la que decidió ponerse a trabajar en Movistar para poder tener sus propios ingresos. Sin embargo pronto sus superiores advirtieron en él una personalidad jovial, sociable y con dotes de comunicación y no quisieron dejar pasar la oportunidad. “Me ofrecieron trabajar a tiempo completo y ahí tuve mi gran dilema moral”. Tras mucho pensarlo, con el apoyo de su familia, de donde asegura que ha sacado “el ADN del sacrificio”, Germán dejó los estudios, aceptó el empleo y se dedicó a destripar teléfonos y formarse, una labor que le llevó a pisar su primera multinacional.

“Con 20 años fiché por Nokia. Viajaba muchísimo exponiendo argumentos de venta, formación del producto, presentando los lanzamientos...”, explica. Tan solo cuatro años después, llegó su segunda gran oportunidad: LG. “Me encargaba de la presentación del producto por toda Andalucía y contaron conmigo para representar a LG en el Congreso Mundial de Móviles, el más importante del mundo en el sector de las telecomunicaciones. Eso me hizo crecer mucho”, relata.

Poco a poco fue sumando experiencias y a raíz de diversos contactos comenzó a analizar la rentabilidad del negocio. “Vi una oportunidad para volver a mi tierra y seguir desarrollándome profesionalmente”. Fue entonces, en 2014, cuando montó su primera tienda en Salamanca. “Hice un esfuerzo bestial, no quise que nadie me ayudara económicamente y durante un año y tres meses trabajé todos los días, renunciando al ocio hasta que pude contratar a una persona”.

Hoy, seis años después, San Máximo Telecom cuenta con siete tiendas, es el distribuidor más potente de Castilla y León, y uno de los distribuidores top a nivel nacional.

Tenemos tal cantidad de clientes activos que podríamos llenar dos veces el estadio Helmántico”, afirma. Y todo ello no hubiera sido posible, asegura, sin esfuerzo, sacrificio y el equipo humano que le acompaña. “Todos somos amigos, compañeros, disfrutamos de nuestro trabajo y eso es lo principal”.

Contenido patrocinado por San Máximo Telecom

PALABRAS CLAVE

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png