22 mayo 2022
  • Hola

Las reivindicaciones de la Asociación de Espondilitis Anquilosante para visibilizar sus necesidades

El diagnóstico precoz resulta determinante en esta enfermedad crónica y degenerativa que suele reproducirse entre los 20 y 30 años

28 oct 2021 / 20:26 H.
Ver Comentarios

PALABRAS CLAVE

Son casi 200 afiliados en Salamanca de los 3.500 pacientes que están diagnósticos en la provincia con espondilitis anquilosante. Personas luchadoras contra una enfermedad reumática, crónica y degenerativa que suele reproducirse entre los 20 y 30 años y cuyo diagnóstico precoz resulta determinante para conseguir cierta calidad de vida, que nunca llegará a ser óptima.

Desde ASEA (Asociación Salmantina de Espondilitis Anquilosante y otras espondiloartritis) se han propuesto dar la máxima visibilidad a su día a día, sobre todo para conseguir las herramientas necesarias para que quienes padecen la enfermedad dispongan de todos los recursos necesarios para convivir con ella de la mejor forma posible.

Así lo pusieron de manifiesto la pasada semana en el Salón de Recepciones del Ayuntamiento de Salamanca, donde una representación de la asociación mantuvo un emotivo encuentro con la concejala de Salud Pública y Consumo, María José Fresnadillo, y el portavoz del Grupo Municipal Socialista, José Luis Mateos, quienes aplaudieron el esfuerzo que realizan por dar visibilidad a esta dolencia tan incapacitante. Además, el pasado domingo realizaron una marcha popular, en la que recorrieron el centro de la ciudad haciendo fotos

En todo caso, resulta fundamental no solo conocer la propia enfermedad, sino también otros daños colaterales como problemas para ejercer una actividad laboral, así como aspectos psicológicos para superar el hecho que supone recibir un diagnóstico tan duro en edades jóvenes. La inflamación en las articulaciones genera desarrollo de puentes óseos entre las vértebras y en las sacroilíacas, generando en etapas avanzadas una importante limitación de la movilidad.

En el Salón de Recepciones, Cristina Hernández puso voz al resto de miembros de la asociación, solicitando el apoyo público “para que se conozcan nuestras necesidades” y reciban “apoyo social y de los profesionales sanitarios”, con el propósito de lograr un “tratamiento que evite una discapacidad física”. Además, Pilar Hierro reconoció la necesidad de obtener un “apoyo psicológico” que, en su caso, resultó fundamental. “Sin ese apoyo me habría hundido, porque te tienes que enfrentar a una situación muy complicada en la familia, en el trabajo...”, explicó. “Tuve una depresión importante y gracias al apoyo recibido me involucré en la asociación”, añadió. Algo que también fue determinante para Lourdes Martín, quien comenzó con dolencias con solo 17 años. “Hacer ejercicio y no abandonar las relaciones sociales, salir y viajar es fundamental. Pero sobre todo realizar ejercicio físico recomendado por un profesional”, afirmó, como ocurre en la asociación, con un fisioterapeuta especializado.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png