23 septiembre 2020
  • Hola

Cáritas activa el fondo social promovido por la diócesis y anima a la colaboración de la ciudadanía

El fondo social diocesano está dotado con 500.000 euros que los Consejos responsables de la administración de los bienes de la Diócesis aprobaron el pasado mes de junio

27 jul 2020 / 14:21 H.

Desde este lunes, Cáritas diocesana abre una cuenta en la que se puede colaborar mediante aportaciones particulares y de entidades e instituciones al Fondo Social destinado a las personas más afectadas por la crisis generada por el coronavirus. Además de los fondos aportados por la Diócesis, Cáritas hace un llamamiento a la solidaridad para poder llegar a las personas que más lo necesiten.

La crisis provocada por la pandemia del COVID-19 está teniendo graves consecuencias laborales, económicas y sociales en muchas familias, especialmente en las más frágiles que han visto como sus condiciones de vida empeoraban y, en la mayoría de los casos, se hundían, al perder sus empleos y sus exiguos ingresos.

Se trata de la primera vez que la Diócesis de Salamanca crea un fondo de estas características. Como recordaba Carlos López, obispo de la diócesis: “consideramos más conforme a la fe y la misión de la Iglesia en las circunstancias actuales de emergencia laboral y económica que afectan a tantas familias. Afrontamos de forma consciente y decidida la previsión de una situación económica negativa al final del año 2020. Consideramos que la caridad con los hermanos en grave necesidad es ahora más importante y urgente que la inversión en obras siempre necesarias de restauración de iglesias o centros trabajo pastoral.”

Carmen Calzada destacó el pasado miércoles que “tan importante es hacer frente a las necesidades primarias en la realidad de exclusión, como estar cada día cerca para sostener, motivar y mantener la esperanza de las personas a las que acompañamos para poder avanzar hacia un horizonte de vida mejor y poder reconstruir el sentido de sus vidas”. Porque “cuando una persona pierde la esperanza para vivir, es muy difícil salir adelante”. Por ello insiste en que desde Cáritas “seguiremos luchando, aportando ganas de vivir y que la gente visualice que su vida tiene sentido, tiene esperanza y un lugar”.

Todos estamos llamados a aportar nuestro granito de arena ante esta situación. Las personas interesadas en colaborar pueden hacerlo a través del siguiente número de cuenta: BANCO SANTANDER ES40-0049-7471-3028-1000-9421. Podrán solicitar el correspondiente certificado de deducción fiscal, tal y como se explica en la página web de Caritas.