12 agosto 2020
  • Hola

Brutal caída de las ventas en los primeros días de rebajas de verano en Salamanca

Aunque la primera jornada fue buena, después la llegada de clientes se ha desinflado | El sector espera que la situación mejore en Salamanca y la bajada media acabe en el 25%

01 jul 2020 / 18:19 H.

El comercio salmantino anota una caída “brutal” de ventas en los primeros días de rebajas de verano. Así lo asegura el presidente de Aesco, Benjamín Crespo, que achaca este descenso a la bajada de la confianza del consumidor y a la confusión inicial provocada por los ministerio de Sanidad y Comercio al prohibir primero las rebajas, después solo permitir los descuentos online y más tarde autorizarlas para todos los formatos de venta. Los primeros descuentos tras la pandemia ni mucho menos han animado a los salmantinos a salir de compras. Aunque el primer día la afluencia de público fue mayor, el resto de las jornadas ha decaído sensiblemente, según Crespo .

“Al final las cifras de caída del 25% de las que hablamos van a provocar un problema de stock, lo que conlleva que algunos sectores no se pongan al día y que a su vez no demanden más mercancía. Esto demuestra que la situación no atañe solo a los comerciantes y a los clientes, ya que en muchos casos se va a ralentizar la fabricación de prendas”, apunta Crespo.

Tras unos días en los que asegura que la ciudad ha recuperado el tono tanto en el tránsito de vehículos como de personas, Crespo se muestra confiado con respecto al futuro. “Vamos a pensar que esto realmente se va a reactivar. Pero invito a que sigamos trabajando por la seguridad fundamentalmente. A parte de la crisis económica, no sería bueno que tuviéramos otra sanitaria, echaría por tierra todo lo conseguido y el miedo en el consumidor regresaría de forma más fuerte”, advierte.

El descenso de ventas de este año se ha registrado a pesar del adelanto de las rebajas de verano, que por primera vez ha llevado a Inditex y a las grandes cadenas a anticipar los descuentos cinco días con respecto a su fecha habitual, el 1 de julio, arrastrando con ellos al pequeño comercio que aún no había colgado del cartel de rebajas. Ante esta situación, el presidente de los comerciantes reclama un pacto de estado en favor de las empresas. “El sector del comercio evidencia la situación económica de una ciudad y esto pone de manifiesto que necesita más estímulos”.

PALABRAS CLAVE