06 julio 2020
  • Hola

Bares y restaurantes muy demandados dan mesa en terraza por reserva en Salamanca

No existe un consenso en el tiempo de duración en la terraza o si fijar un precio mínimo de la consumición

25 may 2020 / 10:31 H.

La estrategia de merodear las mesas y esperar al último sorbo del café para coger una mesa libre tiene los días contados. Aunque los hosteleros que abren este lunes sus terrazas por primera vez en dos meses no tienen un método único, si hay indicaciones que se repetirán a la hora de coger una mesa libre.

Uno de los hosteleros de la Plaza Mayor que abrirá este lunes detalla que se dará prioridad a aquellos que hayan reservado franjas horarias a través de la página web y cuando el aforo esté completo se cogerá el teléfono móvil para posteriormente llamarle cuando la mesa esté disponible. "Ya no es posible esperar tomando una caña en el bar a que te den una mesa en la terraza o sentarte sin avisar", detalla este empresario.

La misma situación se repite en uno de los establecimientos de la Rúa Mayor que abrirán este lunes con la clave de "garantizar la sensación de seguridad para los clientes". Así, en este espacio va a haber una zona reservada para las comidas y otra para la cafetería "dando prioridad siempre a las reservas de la página web". Tras contactar con hosteleros de otras provincias que ya han comenzado en la fase 1, señala que hay que dar prioridad a que los clientes tengan un itinerario marcado y dirigido en el momento que entren en el establecimiento. "No puedes dejar un movimiento libre entre las mesas porque si no es difícil garantizar que se hayan higienizado".

Donde aún no existe un consenso es en el tiempo de duración en la terraza o si fijar un precio mínimo de la consumición. No hay una decisión tomada.

Si algunos establecimientos tienen clara su apertura, otros optarán por la "prudencia" y esperarán a finales de esta semana. "Queremos ser prudentes para garantizar que el cliente que venga lo haga con todos los criterios de seguridad", detalla el responsable de una empresa de la Plaza. En los barrios la apertura o no de la terraza dependerá de que la ubicación pueda garantizar la seguridad de los clientes y los costes. "Si hace malo tengo que cerrar el bar y si llueve no trabajo; los horarios son distintos al del bar normal. Nosotros vamos a esperar a la fase 2", detalla el dueño de un negocio del barrio del Oeste con licencia habitual de terraza. De la misma opinión se muestra un propietario de locales de ocio nocturno con terraza que esperará a tener "seguridad jurídica" en un documento para abrir.

PALABRAS CLAVE