28 junio 2022
  • Hola

Así es la mediación anti-bullying en el aula en Salamanca

Los conflictos entre escolares están a la orden del día. Pero ¿cómo prevenirlos y gestionarlos? Asociaciones de mediación dan talleres en centros gracias a la Concejalía de Familia e Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento

16 feb 2022 / 15:05 H.
Ver Comentarios

En una sociedad cada vez más crispada y polarizada, en la que se alimenta la cultura competitiva frente a la cooperativa, donde los padres compensan el tiempo que no pueden pasar con sus hijos concediéndoles todo lo que piden, y en la que los menores acceden demasiado pronto al mundo de las nuevas tecnologías y redes sociales, es fácil que los conflictos se multipliquen.

Conflictos que ni los adultos, en muchas ocasiones, y menos aún los niños saben cómo gestionar y alcanzar soluciones de consenso. Por ello, desde hace cinco años, la Concejalía de Familia y e Igualdad de Oportunidades que dirige Ana Suárez ofrece a los centros educativos de Salamanca que lo soliciten talleres de convivencia, impartidos por expertos de varias asociaciones de mediación. Este curso, ya son 50 los grupos de escolares, desde los 6 hasta los 17 años, que han aprendido primero a identificar un conflicto, cómo les afecta y cómo pueden actuar, con técnicas para evitar que vaya a más. La mediación, esa que se usa más en procedimientos judiciales, llega a las aulas para prevenir el acoso y el bullying.

“Le mostramos a los escolares que un conflicto es una oportunidad de crecimiento”, resalta Adelina García, de la Asociación Libellus Mediación, que reconoce que en los talleres detectan cómo a los niños “les cuesta mucho decir una cualidad positiva, tanto de ellos mismos como de sus compañeros”.

Cuando hay un conflicto hay tres salidas: enfrentamiento- ataque; ignorar-huir; y afrontar el problema. Los mediadores abogan por la tercera opción, reconociendo a la otra persona implicada y estableciendo un diálogo con la otra parte. “Si estás discutiendo con alguien empieza por darle el diez por ciento de razón y te dará el otro diez por ciento de razón”, propone María Jesús Iglesias, de Concierta Mediación.

Francisco Jiménez, de la Asociación de Mediación de Castilla y León, corrobora que cada vez son más los colegios que se interesan por mejorar la convivencia dentro y fuera del aula y que aquellos centros que han apostado por implantar “alumnos-mediadores” con sus iguales, tienen muy buenos resultados. “La mediación es preventiva ante el bullying”, destaca.

Mientras a los más pequeños se le incide más en conocer, reconocer y aceptar las emociones, con aquellos alumnos de la ESO y Bachillerato se trabaja más en “reestructurar la identidad” e “inculcar valores de respeto a la identidad y tolerancia”, según agrega Renata Villalobos, de Instituto de Paz. “En esas edades, con tal de pertenecer al grupo hacen lo que sea y ahora las diferencias las arreglan a golpes. Hay alumnos que cuentan que en su casa no tienen libertad de expresión para pedir ayuda”, alerta Villalobos, que también advierte de “la ausencia de responsabilidad que tienen los menores por sus propios actos”. “Tenemos que generar empatía y que los niños sean conscientes del daño que hacen con sus actos y hacerles ver si quieren ser un niño que hace daño”, agrega María Jesús Iglesias.

Las asociaciones de mediación abogan por dar continuidad a estos talleres y aumentar las horas para poder realizar casos prácticos, y extenderlos también a las familias a través de las Ampas y al profesorado.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png