COMUNIDADES DE VECINOS

El embrollo para resolver a partir de ahora los problemas entre vecinos

Un cambio normativo obliga a las comunidades a ser más cuidadosas con la protección de datos

15.04.2018 | 14:10
Una persona llamando al telefonillo de una comunidad de vecinos. | almeida

H ABLAR con un vecino que no esté en ese momento en el edificio será a partir de ahora más complicado. Y el culpable va a ser la normativa. A partir del próximo 28 de mayo comienza a aplicarse el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) que fue aprobado por la Unión Europea en 2016 y que conlleva un endurecimiento de los requisitos para facilitar datos personales que no solo afecta a las grandes empresas y corporaciones, sino a todo tipo de entidades incluidas las comunidades de propietarios. Un cambio legislativo que provocará que los presidentes del edificio o los administradores no puedan facilitar alegremente un número de teléfono de uno de los vecinos sin tener antes su consentimiento, ya que se pueden arriesgar a tener un problema.

Entre los cambios que introduce el nuevo reglamento, destaca por encima de todos el de que ya no valdrá el consentimiento por omisión, sino que esté deberá ser inequívoco y otorgarse de forma explícita. Una modificación que implica que si un vecino tiene un problema por una humedad que proviene del piso de arriba, y el propietario de esa vivienda no se encuentra en ese momento allí, ya no podrá pedir el teléfono al administrador y este facilitárselo directamente. El protocolo ahora para actuar supondrá que el administrador llame al otro vecino y le pida permiso para darle el número al que sufre la gotera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook


 
anteriorsiguiente

 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad