TRÁFICO

Salamanca se blinda al tráfico con motivo del inicio de la Semana Santa

Correhuela, Pozo Amarillo, Quintana, Prado e Íscar Peyra permanecerán cortadas hasta el domingo

28.03.2018 | 04:45

Los que se estén planteando llevar su coche al centro de la ciudad desde esta tarde y hasta el Domingo de Resurrección, mejor que se quiten la idea de la cabeza. El Ayuntamiento de Salamanca pone en marcha desde este Miércoles Santo las férreas restricciones al tráfico en todo el casco histórico para garantizar la seguridad y el normal desarrollo de todas las procesiones.

Los fundamental que hay que conocer es que las calles Correhuela, Pozo Amarillo, Quintana, plaza del Mercado, Prado, Íscar Peyra e Isabeles estarán cerradas al tráfico rodado. Es decir, las pocas calles que no eran peatonales en el entorno de la Plaza Mayor estarán vedadas a los vehículos. Por este motivo, el Ayuntamiento de Salamanca recomienda utilizar los aparcamientos subterráneos ubicados en la avenida Reyes de España, los hospitales Virgen de la Vega y Santísima Trinidad y los de las plazas del Campillo y Santa Eulalia.

Precisamente para acceder a este último aparcamiento, uno de los más utilizado de la ciudad, se permitirá el acceso a través de la calle Correhuela y Bermejeros. Este será el único giro que se permita en toda la Gran Vía en dirección al centro, dado que las calles Varillas y San Justo solo estarán abiertas para acceder a hoteles, garajes y aparcamientos, y para carga y descarga y servicios de emergencia.

Además de Varillas y San Justo, el Ayuntamiento ha habilitado otros corredores para que circulen los vehículos que obligatoriamente tienen que acceder al centro. Se trata de las calles San Pablo, Corrales de Monroy, Crespo Rascón, Peña 1ª, Cuesta del Carmen, Espoz y Mina, Veracruz, Cuesta de Oviedo y el entorno de la plaza de Los Bandos.

En resumen, todo lo que queda dentro del cinturón que forman Gran Vía, Rector Esperabé, paseo de San Vicente, paseo de Carmelitas y avenida de Mirat tendrá algún tipo de restricciones. Sólo se salvarán el entorno de la plaza de Colón y el barrio de San Vicente.

Algunas líneas del autobús urbano tendrán que cambiar sus recorridos con motivo de estos cortes. Las paradas situadas en la plaza del Mercado y la calle San Pablo se trasladarán al número 38 de la Gran Vía, entre la calle Correhuela y la plaza de San Julián. Esto afectará a las líneas 1 (Los Cipreses-Buenos Aires), 3 (Garrido-San José), 4 (Cementerio-Los Toreses), 8 (Prosperidad-Chamberí), 9 (Capuchinos-El Zurguén).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook



anteriorsiguiente

 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad