INFRAESTRUCTURAS

Formalizado el contrato de las obras del último tramo de la A-62 a Portugal por 19,6 millones

El plazo de ejecución de los trabajos es de 40 meses

27.12.2014 | 13:18
Vehículos en la N-620 en el tramo que falta por desdoblar.

El Ministerio de Fomento ha formalizado el contrato para la construcción del último tramo de la Autovía de Castilla (A-62) entre Fuentes de Oñoro y la frontera de Portugal, donde conecta con la autopista IP-5, según se publica este sábado en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Los trabajos tienen un plazo de ejecución de 40 meses debido a la complejidad de las conexiones, lo que eleva la inversión a 19,8 millones, según la adjudicación de Fomento de hace algo más de un mes. Este tramo fue licitado ya en 2008 de acuerdo con un proyecto finalizado ese mismo año, que se adjudicó en 2009 a Teconsa en 14,9 millones. Las obras no llegaron a iniciarse porque la empresa fue declarada en concurso de acreedores por lo que en 2010 se anuló el contrato.

Para sacar a concurso la obra, el Ministerio tuvo que actualizar a la normativa vigente el proyecto, trámite que se completó en 2013, por lo que a principios de año se publicó la licitación. Las empresas interesadas en los trabajos presentaron 43 ofertas hasta mediados de mayo, si bien no se abrieron hasta julio. La mesa de contratación eligió una de ellas en la reunión del pasado 30 de septiembre por ser la "más ventajosa" desde el punto de vista económico, si bien la decisión no será firme hasta que se formalice el contrato, previsiblemente en diciembre.

Este tramo de 5.020 metros permitirá cerrar el itinerario internacional que une por carretera Portugal con el resto de Europa a través de Irún, mediante la A-62 (Salamanca, Valladolid, Palencia y Burgos), la autopista AP-1 (Burgos-Miranda de Ebro) y la Autovía del Norte (Miranda, Vitoria, San Sebastián e Irún), y en el lado portugués, la autopista IP-5. El enlace se producirá en la frontera a la altura de las localidades de Fuentes de Oñoro y Vilar Formoso.

La A-62 es una de las vías que soporta mayor tráfico de Castilla y León puesto que alcanza una intensidad media diaria de 15.000 vehículos en sus 341 kilómetros. No obstante, en el tramo de la N-620, que se desdoblará a principios de 2018, es utilizado por unos 5.000 vehículos cada día. La autovía en este punto se había convertido en un 'cuello de botella', especialmente, para los camiones que acceden a la provincia de Salamanca por este corredor en el que los peajes de la red lusa supone otro 'handicap' para el transporte.

Trazado
El trazado atraviesa el término municipal de Fuentes de Oñoro. Se inicia en el punto kilométrico 347 de la A-62, discurriendo su trazado en paralelo a la carretera N-620. Finaliza en el comienzo del tramo siguiente 'Frontera Hispano-Lusa.Vilar de Formoso'. Cuenta con dos enlaces y un total de ocho estructuras: dos pasos superiores, un paso inferior, un puente sobre el arroyo de la Rivera del Campo, dos pasos de fauna y otros dos para ganado.

El enlace de Fuentes de Oñoro conecta con la carretera N-620 por la que se accede a la localidad. En la frontera, la autovía permitirá el paso a la carretera CV-49 que se dirige a Aldea del Obispo y que posibilita la llegada al pueblo nuevo de Fuentes de Oñoro.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook


 
anteriorsiguiente

 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad