Borrar

EÑE/ Paula Zorita

Matilla de los Caños

Domingo, 19 de mayo 2024, 21:43

Modo oscuro

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El son del tamboril anunció la salida de la Virgen del Cueto en torno a la una del mediodía. Un año más, tal y como manda la tradición, cientos de devotos se agolparon en las inmediaciones de su refugio para verla lucir por el campo charro.

Ataviada con su manto azul y su corona, la imagen se asomó al característico corral que enmarca la entrada de su ermita y acompañada por sus fieles recibió los honores de presenciar los bailes folclóricos salmantinos con los que los charros, debidamente enfundados en sus trajes típicos, le honraron con alegría y colorido.

Previamente, la iglesia lució un lleno absoluto durante la santa misa celebrada en su honor, en la que también hubo cánticos y bailes además de las típicas ofrendas a la Virgen.

Este año, la mayordomía de la Virgen del Cueto corrió a cargo de la familia Canillas de Tornero - Santos Calvo. Manuela Calvo afirmó sentirse “llena de orgullo, ya que es algo que hoy transmitimos a nuestros hijos y a nosotros nos viene de nuestros padres, ya van tres generaciones y esperamos que siga siendo así”.

Se trata de una familia de Matilla de los Caños que, al completo, portó la imagen de la Virgen durante su recorrido procesional. Sus hijos, Diego y Manuel, así como su marido, Rubén Santos, se mostraron radiantes y felices de acompañar con devoción a la “reina” del campo charro.

Durante el desfile procesional hubo un parón, en el que la familia recibió los donativos de todos aquellos fieles, visitantes y vecinos de Matilla que quisieron colaborar con este núcleo familiar perteneciente a la cofradía de la propia Virgen, un requisito indispensable para poder ser mayordomos.

Tras este acto, la multitudinaria procesión prosiguió alrededor de la ermita y no cesaron ni los bailes ni los ritmos charros siempre al ritmo del tamboril y la dulzaina.

Familias al completo disfrutaron de esta tradicional jornada y aprovecharon también el buen tiempo para compartir un vermú al aire libre e incluso de la paella que alguno de los bares que se instalaron en las inmediaciones ofrecían para comer.

Los más pequeños también recordarán con alegría este día en el que seguro que más de uno se fue a casa con algún juguete de los puestos en el día grande de la Virgen del Cueto.

La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro
La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios

La Virgen del Cueto, 'reina' del campo charro