Borrar

Medio centenar de personas evacuadas tras un incendio en una guarnicionería en Béjar

Las llamas comenzaron en una tienda ubicada en la travesía por causas que se desconocen

TEL

Béjar

Miércoles, 17 de mayo 2023, 15:25

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Un incendio declarado en el interior de un establecimiento comercial en Béjar obligó ayer a desalojar un edificio con tres portales y a medio centenar de personas, que resultaron ilesas.

La voz de alarma saltó sobre las tres de la tarde cuando algunos vecinos oyeron una fuerte explosión procedente del interior de la tienda, ubicada en la antigua N-630 de Béjar, cerca del Hospital 'Virgen del Castañar'. «Oí como saltaban los cristales del escaparate después de la fuerte explosión y grité: 'llamad a los bomberos'», explica la vecina que vive justo encima de la tienda afectada en lo que, en un principio, creía que era un golpe con coches implicados. «Me puse algo de ropa para salir porque llamaron a los timbres para desalojarnos» explica para añadir que ella ya tenía su casa llena de humo y también el portal.

Fue entonces cuando se personaron agentes de la Policía Local y Policía Nacional y accedieron al edificio para desalojar a los vecinos llamando a los pisos al grito de «abran, policía», comenta otra vecina.

Para entonces las casas estaban llenas de humo por las llamas que salían del interior de la tienda y que comenzaron a afectar a un coche allí aparcado pero que, por suerte, su dueño pudo retirar a tiempo sin que el fuego le causara más daños.

También acudieron al incendio sendas dotaciones del parque comarcal de Bomberos de Béjar que se afanaron en sofocar las llamas para que pudiera entrar la Policía y esclarecer las causas del fuego a través de la correspondiente investigación. Todo ello tuvo lugar mientras los vecinos que residen encima del establecimiento comercial esperaban en la calle recibir la autorización de volver a sus casas.

De forma paralela, agentes de la Policía Local cortaron el tráfico en esa zona y obligaron a desviar a los vehículos por la travesía de Santa Ana, donde se ubica el hospital de la ciudad y a dar la vuelta por la misma travesía en dirección norte.

Aproximadamente una hora después de comenzar el incendio, los vecinos pudieron regresar a sus viviendas con la recomendación de abrir las ventanas y ventilar por el intenso humo que había penetrado en ellas. Algunos se quedaron pero otros prefirieron regresar a la calle porque, afirmaron, «era imposible respirar en casa».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios