18 agosto 2019
  • Hola

La búsqueda de uranio se amplía al entorno de Ciudad Rodrigo

La Junta de Castilla y León concede un nuevo permiso de exploración que incluye 20.250 hectáreas en terrenos de Bañobárez, Castillejo de Martín Viejo, Sancti Spíritus y Retortillo

28 mar 2019 / 15:53 H.

La búsqueda de la existencia de posibles y aprovechables yacimientos de uranio en la provincia de Salamanca, hasta ahora concentrada en la franja entre Alameda de Gardón, Saelices el Chico, Retortillo y Villavieja de Yeltes, se amplía al entorno de Ciudad Rodrigo con la concesión por parte de la Junta de Castilla y León de un nuevo permiso de exploración de recursos mineros denominado “Herradura”.

La concesión ahora realizada a través de la Delegación Territorial de la Junta en Salamanca se extiende por una superficie de 675 cuadrículas mineras —aproximadamente 20.250 hectáreas— de terrenos situados en los términos municipales de Ciudad Rodrigo, Bañobárez, Castillejo de Martín Viejo, Sancti Spíritus y Retortillo.

Una solicitud presentada por la empresa Berkeley Minera España que inició los trámites para la concesión de este permiso en 2015, siguiendo los trámites necesarios hasta que el pasado año el Servicio Territorial de Economía de Salamanca declaró la compatibilidad de los trabajos proyectados en el permiso de exploración “Herradura” con aquellos que se vienen desarrollando en los derechos mineros “La Plana”, “Sergio” y “Aroa” que son titularidad de una empresa constructora de la Sierra de Francia.

Entre las consideraciones que realiza la Junta de Castilla y León al otorgar este permiso de exploración está que “el objetivo es determinar dentro del área del mismo la presencia de indicios de uranio y estimar el potencial de éstos”, añadiendo que “el área elegida se considera de interés al englobar el contacto entre granitos y metasedimentos, este contexto geológico es propenso a albergar yacimientos uraníferos ya que prácticamente todos los indicios minerales presentes en la provincia de Salamanca se enmarcan en dicho contexto”.

Berkeley Minera de España, como solicitante de la autorización, dispone del plazo de un año para realizar la exploración.