01 diciembre 2020
  • Hola

“Estamos mentalizados para quedarnos en el pueblo”. El cambio de planes de esta pareja que ha hecho su vida laboral en Madrid

Ambos, naturales de Montemayor del Río, regresaban a Madrid después de los Santos, algo que modificarán por el coronavirus

Fátima Barragán Gómez e Isidro García Iglesias son naturales de Montemayor del Río, aunque han hecho su vida laboral en Madrid, donde también han tenido a sus hijos.

Desde la jubilación, gran parte de su vida la hacían en su casa del pueblo y ahora la pandemia del COVID y las restricciones sanitarias han trastocado sus planes y agradecen el tener una casa en el pueblo. Así, según señala Fátima, “nosotros solemos venir en marzo y nos vamos después de los Santos, pero este año vamos a esperar casi todo noviembre porque estamos mentalizados para quedarnos”. Explica que a Montemayor “veníamos en fines de semana o verano, pero ahora que nos hemos jubilado pasamos mucho tiempo aquí, ocho meses como mínimo, aunque también nos hacemos algún viajecito, nos damos una vuelta a Madrid, pero ahora ni viajes ni vuelta”.

En este sentido, Fátima Barragán destaca la importancia de tener buenas comunicaciones en el pueblo para facilitar el día a día de los confinados y de las personas que teletrabajan. “Por mi marido nos quedaríamos a vivir aquí siempre, pero yo necesito ir a Madrid, hacer otras cosas y solemos irnos cuatro o cinco meses, pero este año ya no hago planes, porque ¿para qué?”.

Durante el confinamiento, destaca también la importancia de las tiendas de los pueblos. Ella reconoce no haber ido a Béjar en tres meses porque en el comercio de la localidad “encargaba lo que fuera y me decía también que si necesitaba alguna cosa, que me la traía”, afirma Fátima Barragán. Además, asegura que “el confinamiento en un pueblo no tiene nada que ver. También fue duro aunque tienes espacio” al contrario que en su vivienda de Madrid.

En vista de la situación no sabe al final cuando podrán ir a Madrid. Lo que tiene claro es que no podrá reunirse con sus hijos y nietos como en otras ocasiones: “Sé que, en Navidades, no nos vamos a poder juntar” así que concluye que “nos da igual el estar aquí que allí. Ya habrá tiempo luego de celebrarlo, lo importante es ir saliendo, que no nos pille y no tenga consecuencias. Lo peor es que te tenga que hospitalizar y las secuelas que puede quedar”.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png