27 mayo 2020
  • Hola

El truco de Villares para no tener que respetar las franjas horarias

Separar los núcleos de población permite a los vecinos salir sin horarios

23 may 2020 / 18:33 H.

Tuvo reflejos y actuó con celeridad cuando el Gobierno decretó las franjas horarias para permitir las salidas escalonadas de la población en función del número de habitantes de los municipios, cuyo límite se estableció en los 5.000.

Villares de la Reina fue el municipio más rápido y para evitar las críticas ante la confusión y las dudas de la población sobre si tenía que adaptarse a esta normativa al superar los 5.000 habitantes decidió separar sus tres núcleos poblaciones.

Una decisión alabada por unos y criticada por otros, sobre todo los del alfoz de la capital, que tienen una estructura similar y que no han disfrutado durante estas semanas de este ‘privilegio’ o ‘ventaja’, ya que de haberse considerado como un núcleo poblacional único, Villares hubiera superado los 5.000 habitantes, al contar actualmente con 6.351 vecinos empadronados, pero al dividir el término municipal en núcleos y considerarlos de forma independiente, ninguno de ellos supera ese límite: 4.300 en el casco urbano; un millar en Aldeaseca de Armuña; y otros mil vecinos entre todas las urbanizaciones anexas al municipio.

Los responsable municipales hicieron la consulta oficial a la Subdelegación del Gobierno que, en representación del Gobierno central, determinó que podía hacerse. Su respuesta afirmativa ha sido la que ha permitido a los vecinos de los distintos núcleos de población disfrutar durante este mes de salidas sin horarios predeterminados, salvo en el caso de los paseos de los niños menores de 14 años.

No obstante, aunque los ciudadanos han podido aprovecharse de salidas sin horarios marcados cada día, sí han tenido que respetar la normativa en cuanto a realizar los paseos y actividades deportivas sólo por el núcleo en el que residen, salvo en los casos en los que tienen que desplazarse para ir a trabajar o a comprar, y siempre respetando las medidas de seguridad impuestas por el Ministerio de Sanidad como la distancia social y ahora la obligatoriedad de llevar mascarilla.